Lorenzo DeStefano y su nuevo corto de ficción Stairway to the stars

Este guionista,  productor, director, autor teatral y escritor norteamericano,  cuenta con los  destacados intérpretes Sean Young y Quinton Aaron, en un filme que resalta el valor de la amistad, ante todas las cosas. / Entrevista.

Lorenzo DeStefano y los actores Sean Young y Quinton Aaron  /Stairway to the stars
photo_camera Lorenzo DeStefano y los actores Sean Young y Quinton Aaron. / Stairway to the stars

Lorenzo DeStefano es un multifacético creador, premiado en diversas ocasiones, que  no se detiene al  realizar nuevos proyectos, a pesar de las dificultades en el camino. Ya en 1981 Lorenzo había realizado un  documental dedicado al sobresaliente jazzista norteamericano Talmage Farlow; mientras que de 1989 a 1993 produjo 83 capítulos de la serie televisiva La fuerza del cariño;  en el 2002 realizó Los Zafiros - Music From The Edge Of Time,  un documental galardonado en varios festivales, que relata la historia musical del cuarteto cubano Los Zafiros, que hizo historia en la isla,  en la década de los 60,  y en el 2017 produjo  y dirigió la cinta  Hearing is Believing  en la que muestra la capacidad interpretativa de la pianista ciega Rachel Flowers. Recientemente  ha publicado  su primera novela House boy, una historia que transcurre en el Londres actual y aborda el tema de la esclavitud moderna.

Ahora ha dirigido el corto de ficción de 25 minutos, protagonizado por Sean Youg (Blade Runner, Dune, No hay salida, Wall Street, Un beso antes de morir) y Quinton Aaron (El lado ciego, Be Kind Rewind, Halfway).

La sinopsis de Stairway to the stars (Escalera a las estrellas) es la siguiente: “Una tarde calurosa y llena de smog, Lavergne (Sean  Young), una actriz blanca envejecida,  al borde del colapso físico y mental, intenta subir un tramo de escaleras absurdamente empinado en Hollywood Hills, presionada  por Tony (Quinton Aaron), un joven negro de ambición ciega y amplias proporciones, quien ha jurado salvar su vida”.

El lema de la cinta resume bastante bien de qué se trata:  “En un lugar mítico llamado Hollywood, donde los sueños de fama y fortuna van y vienen, lo único real que queda es la amistad”. En esta entrevista  exclusiva para los lectores de MUNDIARIO, Lorenzo  cuenta cómo surgió la idea y cómo realizó la filmación:

– Mi película explora la compleja relación entre amigos que son enemigos y enemigos que son amigos y es un homenaje a la novela El día de la langosta de Nathanael West, las obras de teatro de Samuel Beckett y las innumerables comedias de dos carretes rodadas en Hollywood  hace cien años.

– Un homenaje en un sentido amplio.

– Es un tributo a todos los soñadores anónimos que han recorrido esta ciudad en busca de la inmortalidad. La película se basa en un incidente real que presencié cuando me mudé a Hollywood desde Honolulu. Mi primer lugar en Los Ángeles fue un ático en Beachwood Canyon, a la sombra del legendario letrero de Hollywood. Había un tramo de escaleras increíblemente empinado al lado de la casa, uno de los muchos que aún existían en la capital del cine de antaño. Una tarde escuché, a través de una ventana contigua, a una anciana y un joven muy corpulento regañándose mientras subían. Estaba claro que estos dos estaban en desacuerdo acerca de emprender esta escalada. La mujer quería que la dejaran sola, presumiblemente para morir. El hombre estaba decidido a forzarla a subir estos escalones en algún tipo de misión para salvarle la vida. Como hacen los escritores, escuché a escondidas este intercambio altamente emotivo. Cuando ya los dos estuvieron fuera de mi  alcance, corrí a mi mesa  y lo escribí todo. Muchos años después descubrí el manuscrito almacenado, entonces titulado Westshire Drive. Lo leí, lo encontré aún más actual que cuando lo escribí, y   por primera vez y lo convertí en  una obra de teatro de un acto, que se presentó  por primera vez en 2019 en PlayBuilders of Hawaii, donde se habían producido algunas de mis otras obras. La obra fue  elegida y dirigida por Karen Kaulana. Cuando vi el video de la producción, me asombró la reacción de la audiencia. Estaban realmente comprometidos y realmente encontraron la pieza conmovedora y graciosa. Me di cuenta por primera vez que había escrito una comedia negra. Esto me dio la confianza para finalmente armar el cortometraje.

En plena filmación de Stairway to the Stars  /  Lorenzo DeStefano

En plena filmación de Stairway to the Stars. / Lorenzo DeStefano

¿Cómo fue la relación de trabajo con los actores?

Sean Young y Quinton Aaron resultaron ser los actores ideales para dar vida a Lavergne y Tony. Ambos aportaron su talento al proyecto. Sabía que quería dos actores de renombre en mi obra, así como continuar con el casting multirracial que se había hecho para la obra teatral. La hermana de Sean Young, Cathleen Young, ha sido amiga mía durante muchos años. Cuando se enteró de este guión, sugirió que se lo enviáramos a Sean para que lo considerara. Afortunadamente, Sean se conectó con la pieza y la oportunidad de explorar las complejidades de interpretar a Lavergne, una actriz anciana con problemas y alienada. Encontré a Sean muy valiente al aceptar hacer su parte. Como todos sabemos, las mujeres en el negocio del cine están sujetas a un nivel de escrutinio mucho más alto que los hombres en términos de cómo se ven a medida que envejecen. Es muy implacable esa situación. Pero creo que la fuerza natural y la individualidad de Sean brillaron a medida que profundizaba en Lavergne. Claramente vio algo en este personaje que resonó en ella, lo que para un escritor es el máximo cumplido. Quinton Aaron fue mi primera opción para interpretar a Tony. Había visto su excelente trabajo en la película de Sandra Bullock, The Blind Side, y su trabajo posterior en Halfway, Be Kind Rewind, y otros proyectos de cine y televisión, y sentí que era el actor perfecto para este papel. Quinton no solo era físicamente adecuado para el papel, sino que también tuvo la oportunidad de ampliar los límites de lo que había  interpretado antes. Ensayé con ambos a través de Zoom antes de su llegada a Los Ángeles para la filmación, que tuvo lugar a principios de octubre de 2021. Continuamos ensayando y revisando el guión para incluir sus aportes y hacer que  fueran propios. Aunque ambos eran conscientes de la naturaleza físicamente desafiante de la filmación, nos aseguramos de caminar con ellos por el lugar increíblemente desafiante, un conjunto de 246 escalones en Silver Lake, para que cuando llegaran los tres días de filmación en los escalones, estuvieran tan preparados lo mejor posible para lo que les esperaba. El dolor en sus rostros en la película mientras suben es real. No hay necesidad de efectos de maquillaje aquí. El sudor y la angustia son muy reales.

– ¿Cuál fue el reto de este rodaje y lo más difícil?

– El desafío principal de filmar “Stairway to the stars” fue encontrar una locación que no solo realzara las cualidades de pesadilla/ terror existencial inherentes a la escalada, sino que resultara cinematográficamente convincente para el estilo de filmación económico que necesitábamos emplear en función del tiempo y el presupuesto. Una vez que decidimos esta ubicación en particular (The Landa Street Steps/Esther's Steps en la sección Silver Lake de East Hollywood )  procedí a reescribir el guión para adaptarlo a la ubicación. Era esencial dividir la acción en tres días de rodaje y planificar meticulosamente lo que podíamos lograr de manera realista en cada día de rodaje de doce horas. Los actores habían sido advertidos sobre la naturaleza físicamente extenuante del rodaje, ya que habían visto imágenes fijas de la ubicación de antemano. Pero nada podía prepararlos ni a ellos ni al equipo de filmación  para lo que se avecinaba. Afortunadamente, todos aceptaron el desafío  y cumplieron con sus respectivos deberes con gran entusiasmo y profesionalismo. Me sentí aliviado después del primer día de filmación,  al darme cuenta de que en realidad podíamos lograrlo. Sean Young y Quinton Aaron tenían, por supuesto, las responsabilidades más importantes. Tuvieron que memorizar el guión y procesar mi dirección en escena, lo que hicieron con gran habilidad.

Cartel de Stairway to the Stars /  Lorenzo DeStefano

Cartel de Stairway to the Stars. / Lorenzo DeStefano

– ¿Qué ha significado esta película en tu carrera como guionista y director?

– Mi equipo de cineastas y yo estamos muy contentos de haber vuelto a la producción en octubre de 2021 después de tantos meses de incertidumbre por la covid. Nuestros deseos  y  de otros cineastas comprometidos de todo el mundo,  son que  regresemos al negocio de contar grandes historias y unir a las personas en la oscuridad, donde los filmes  que arrojan luz sobre la condición humana pueden compartirse y apreciarse. Stairway to the stars encaja en mi trabajo actual y futuro como escritor/director, mientras me fijo en los titulares de la prensa  de Breaking Stories, mi profundo interés está en las vidas detrás de los titulares, de  la gente que vive en las sombras. Es allí donde siempre he encontrado a los personajes verdaderamente inspiradores cuyas elecciones en la vida, por difíciles y peligrosas que hayan sido, son el tipo de ejemplos que siempre he apreciado más y que necesitamos ver más en este mundo. Creo que este tipo de elecciones alternativas de temas son extremadamente importantes para equilibrar las tendencias sensacionalistas y autocráticas que barren la conciencia global en este momento.

Los lectores de MUNDIARIO pueden apreciar en este vídeo el teaser de Stairway to the stars. @mundiario