Buscar

MUNDIARIO

En la naturaleza, el engaño sexual está en todas partes

Todos los seres vivos, plantas, animales y humanos por igual, están programados para reproducirse para garantizar la supervivencia de su especie y el engaño es solo una de las muchas estrategias para superar los desafíos reproductivos.
En la naturaleza, el engaño sexual está en todas partes
Una orquídea. / Pexels.com.
Una orquídea. / Pexels.com.

Sara Rada

Periodista.

Algunas orquídeas han evolucionado para imitar la apariencia y el aroma de las abejas hembras para atraer a las abejas machos que luego intentan tener relaciones sexuales con las flores. Esto es un interés de la orquídea, por supuesto, porque las acciones de las abejas realmente ayudan a la orquídea a reproducirse a través de la polinización. Sin embargo, no es necesariamente un interés de las abejas macho.

Este tipo de engaño sexual no es exclusivo de las orquídeas; de hecho, puedes encontrar evidencia de ello en toda la naturaleza. Por ejemplo, los investigadores han observado que, en ciertos tipos de arañas, los machos engañarán a las hembras para que se apareen presentándoles un "regalo sin valor". Las arañas macho generalmente ofrecen comida (es decir, insectos) envuelta en seda, que las hembras comen mientras se aparean. Sin embargo, cuando no hay comida disponible, los machos a veces se dedican a engañar envolviendo semillas u otros objetos no comestibles para presentar.

El engaño sexual también ocurre bajo el mar. Por ejemplo, las pequeñas jibias macho han evolucionado la capacidad de cambiar su apariencia física de macho a hembra. Esto les da la oportunidad de evitar los esfuerzos de protección de la pareja de las jibias machos más grandes. Específicamente, cambiar su apariencia les permite escabullirse de machos rivales para aparearse con hembras protegidas.

Estos son solo algunos de los muchos ejemplos que vemos en el reino animal. Sin embargo, sabemos que el engaño sexual también ocurre en humanos. Por ejemplo, en un estudio de citas en línea, se descubrió que más del 80% de los participantes habían mentido sobre algo en su perfil, como su altura (especialmente hombres), peso (especialmente mujeres) o edad. Por supuesto, las personas mienten sobre una amplia gama de cosas, no solo sobre su apariencia, para obtener citas y sexo. Por ejemplo, las personas también pueden mentir sobre su riqueza, carrera, estado social, historial sexual y / o estado civil.

Entonces, ¿por qué el engaño sexual está en todos lados? Es probable que tenga que ver con el hecho de que todos los seres vivos, plantas, animales y humanos por igual, están programados para reproducirse para garantizar la supervivencia de su especie. El engaño es solo una de las muchas estrategias para superar los desafíos reproductivos, y dado que el engaño puede facilitar la reproducción, los rasgos que promueven prácticas engañosas tienen más probabilidades de transmitirse.

Lo que esto nos dice es que, la evolución no es seleccionar comportamientos morales o socialmente deseables, sino que la evolución es seleccionar comportamientos que faciliten la reproducción, y esto puede ayudar a explicar por qué varios comportamientos que una sociedad o cultura determinada considera indeseable tienden a persistir (y tal vez incluso aumentar) en la población con el tiempo.

Como apoyo adicional para esta idea, algunas investigaciones sugieren que tener rasgos psicópatas puede ofrecer una ventaja reproductiva. Efectivamente, las personas con personalidades antisociales tienden a reproducirse antes y con más frecuencia que el resto de nosotros.

En resumen, todo este engaño sexual que estamos viendo está ahí por una razón: parece ser adaptativo en un sentido evolutivo. Dicho esto, permítenos reiterar que solo porque algo evolucionó no lo hace bien, ni justifica nada. Simplemente ayuda a explicar por qué el engaño sexual está en todas partes y por qué no es probable que desaparezca.   @mundiario