Redes sociales: el nuevo escaparate de compras y adicciones para los jóvenes

Adolescente con móvil. / RR SS.
Adolescente con móvil. / RR SS.
El 66% de los consumidores menores de edad busca información sobre productos o servicios y el 50% reconoce haber sido influido por las plataformas sociales para comprar.
Redes sociales: el nuevo escaparate de compras y adicciones para los jóvenes

Las redes sociales, especialmente Instagram y TikTok, se están consolidando como los nuevos escaparates digitales donde los menores de entre 12 y 17 años buscan y compran productos. Según un informe presentado este miércoles en Madrid por IAB Spain, el 66% de los jóvenes consumidores busca información sobre productos en estas plataformas y el 50% de ellos acaba comprando. Esta influencia es significativamente menor entre los adultos.

El estudio, basado en 1.200 entrevistas a usuarios y profesionales de entre 12 y 74 años, revela que las redes preferidas por los adolescentes son WhatsApp, TikTok y YouTube, aunque también utilizan Instagram y Spotify, dedicándoles una hora y diez minutos al día. Esta tendencia de búsqueda y compra en línea ha aumentado respecto al año pasado, con un 14% más de jóvenes buscando información y un 7% más realizando compras influenciados por las redes sociales.

A pesar de este creciente interés entre los menores, solo el 14% del público general ha realizado compras a través de plataformas como Facebook, Instagram y WhatsApp. Daniel Dévai, CEO de Epsilon Technologies y coautor del estudio, subraya la importancia de entender cómo y dónde se captura la atención digital para mejorar las estrategias de marketing.

Una práctica emergente en el ámbito del marketing es el lifestreaming, popular en China, que consiste en promocionar productos a través de transmisiones en vivo con acceso directo a la compra. Esta estrategia ha encontrado su mejor público en los adolescentes de 12 a 17 años.

Salud mental

El uso intensivo de las redes sociales no solo influye en los hábitos de compra de los jóvenes, sino que también plantea riesgos para su salud mental. Francisco Ferre, jefe del servicio de psiquiatría del Hospital Gregorio Marañón de Madrid, destaca en un informe del Observatorio Nacional de Tecnología y Sociedad de la Información (ONTSI) que las redes sociales, junto con las compras en línea, los videojuegos y otras actividades, son una de las principales adicciones digitales. El 11,3% de la población entre 15 y 24 años está en riesgo elevado de uso compulsivo de servicios digitales, cifra que aumenta al 33% entre los menores de 12 a 16 años.

El uso excesivo de las redes puede derivar en comportamientos nocivos y delictivos, afectando negativamente la salud mental, con síntomas como la necesidad creciente de uso, síndrome de abstinencia, dificultades para abandonar el hábito y cambios en el estado de ánimo. Además, reduce la empatía y aumenta la posibilidad de desinformación.

A pesar de estos riesgos, las redes sociales también tienen aspectos positivos. Según un estudio del Pew Research Center de 2023, la mayoría de los adolescentes siente que estas plataformas les ayudan a sentirse aceptados, apoyados y conectados con sus amigos, además de que estimula su creatividad. @mundiario

Comentarios