¿Qué ocurre si tecleamos “Ucrania” en Google?

Una reunión en la sede del Gobierno de Ucrania. / gov.ua
Una reunión en la sede del Gobierno de Ucrania. / gov.ua

Por qué los buscadores nos muestran unos resultados y no otros cuando hacemos una búsqueda concreta como, por ejemplo, el conflicto que estamos viviendo entre Rusia y Ucrania.

¿Qué ocurre si tecleamos “Ucrania” en Google?

Estamos en una situación de guerra en Europa y es difícil abstraerse de este momento terrible y hablar de otros temas. Si uno quiere hablar de tecnología, estrategia digital y SEO se le acaba yendo la cabeza hacia Ucrania. En este artículo la idea era hablar de posicionamiento web y nos hubiese gustado partir de ejemplos más frívolos, pero como la situación es la que es, si queremos buscar algo en Google es muy probable que sigamos volteando la cabeza hacia Ucrania.

Eso es lo que hemos hecho en este artículo: buscar el término “Ucrania” en Google. Lo hemos hecho usando la pestaña de incógnito de nuestro navegador (en este caso, la pestaña de incógnito de Chrome) para evitar que nos de un resultado de búsqueda personalizado en función de las cookies e historial de búsqueda. Nos ha salido esto:

Sin-título-2
Búsqueda de Google. / Mundiario

Google nos muestra una primera pantalla en la que sale una selección de noticias sobre Ucrania. Ojo, no sale cualquier medio, sabe que hacemos la búsqueda desde una IP española y nos muestra los que considera como medios más fiables que tengan noticias actuales en este momento. A la izquierda, una caja de información (extraída de la Wikipedia) sobre Ucrania. Los siguientes resultados son la definición de “Ucrania” de la Wikipedia y más noticias de medios de prestigio (según los baremos de Google, probablemente basados en criterios objetivos como número de visitas, tiempo de permanencia de esas visitas en la web, tasa de rebote, etc…).

¿Por qué se nos muestran estos resultados y no otros? Ahí es dónde debemos entender cómo funcionan los buscadores.

Para empezar, debemos comentar que Google no es sólo un buscador, es un ecosistema. Es un conjunto de herramientas (el sistema operativo para móviles Android, el navegador web Chrome, el cliente de correo Gmail, el propio buscador Google.com…) que nos permiten desenvolvernos con fluidez en el ámbito digital a cambio de permitir que la compañía norteamericana registre nuestra actividad (en teoría, de forma anónima) con fines estadísticos que puede usar para hacer ofertas comerciales propias o de terceros a través de herramientas como banners, anuncios de texto u otras.

Cuando realizamos una búsqueda en Google, aparece una página de resultados que muestra dos tipos de enlaces:

RESULTADOS ORGÁNICOS

El conjunto de enlaces que el algoritmo del buscador decide que son los más relevantes respecto a la palabra o cadena de palabras que el usuario está buscando.

Si una empresa desea que su web aparezca en un lugar más relevante del listado de resultados orgánicos debe recurrir a técnicas de SEO.

RESULTADOS PATROCINADOS

El conjunto de enlaces patrocinados (pagados por empresas o agencias de publicidad) que el buscador muestra en un lugar destacado de su web (generalmente, o bien la parte superior o bien el lateral derecho) cuando un usuario hace una búsqueda de una palabra o cadena de palabras determinada. Estos enlaces corresponden a esa palabra o palabras que el usuario busca, pero no se muestran en función de su relevancia, sino de la cantidad que han pagado las empresas en un sistema de pujas automático que garantiza que el anunciante que más haya pagado salga en primer lugar.

Si una empresa desea aparecer en el lugar más destacado debe recurrir a técnicas de SEM (enlaces patrocinados o pago por click).

En el siguiente vídeo, personal de Google explica de manera sencilla cómo funciona el buscador:

En el ejemplo que hemos visto, Google aplica su lógica para mostrarnos resultados relevantes para nuestra búsqueda. Ése es su principal criterio: mostrar los resultados más relevantes posibles. Quiere que encontremos exactamente lo que buscamos, porque si lo logra, volveremos a usarlo.

En este caso, al tratarse de un tema sensible, Google tiene mucho cuidado con lo que muestra en su primera pantalla: no hay resultados patrocinados (ningún tipo de anuncio) y en los resultados orgánicos no hay ninguna referencia empresarial o comercial. Sólo una referencia informativa que considera neutra (la Wikipedia) y los medios que, por criterios de cantidad y calidad de las visitas, considera más relevantes y actuales para esta búsqueda concreta. No hay webs institucionales y comerciales en el resultado de búsqueda.

Es una excepción a las búsquedas normales. Si no buscásemos un término tan sensible hoy en día como Ucrania, los resultados serían distintos. Si buscamos, por ejemplo, “España”, lo que veríamos sería bastante distinto: la definición aparecería en primer lugar, las noticas no serían tan relevantes, aparecen videos y preguntas frecuentes y hay varias webs institucionales entre los 10 primeros resultados orgánicos.

Iniciamos con este artículo una serie de textos en los que intentaremos desgranar más a fondo cómo funciona el buscador de Google y qué podemos hacer para posicionar mejor nuestra web en los resultados de búsqueda.

Mientras, y para distraernos un poco de la tensión del conflicto armado entre Rusia y Ucrania, os dejamos con un vídeo que muestra qué pasaría si Google fuese una persona:

@mundiario

¿Qué ocurre si tecleamos “Ucrania” en Google?
Comentarios