Buscar

MUNDIARIO

Científicos descubren un tratamiento capaz de eliminar el Parkinson en ratones

Un equipo de la Universidad de California ha desarrollado un tratamiento que también podría funcionar para el Alzhéimer, los infartos cerebrales e incluso para anomalías cerebrales heredadas.
Científicos descubren un tratamiento capaz de eliminar el Parkinson en ratones
Parkinson. / RR SS.
Parkinson. / RR SS.

Ibed Méndez

Periodista.

La cura del Parkinson podría estar cerca: un equipo de científicos de la Universidad de California en San Diego, en Estados Unidos, ha logrado eliminar la enfermedad neurodegenerativa en ratones por medio la modificación de un gen.

La investigación publicada en la revista científica Nature, ofrece una inédita conclusión: al reprimir la producción de una proteína llamada PTB (inhibiendo el gen que la codifica) varios tipos de células se transforman en neuronas. ¿El resultado? Los síntomas de Parkinson desaparecen en los roedores.

En concreto, los expertos señalan que con el experimento han logrado aumentar un 30% las neuronas en los cerebros de ratones; y, a su vez, han hecho crecer la producción de un neurotransmisor clave en la función motora del organismo y en desarrollo de la afección: la dopamina.

"Investigadores de todo el mundo han intentado muchas maneras de generar neuronas en el laboratorio, utilizando células madre y otros medios, para poder estudiarlas mejor, así como para utilizarlas para reemplazar neuronas perdidas a causa de enfermedades neurodegenerativas", ha asegurado el profesor del Departamento de Medicina Celular y Molecular de la Escuela de Medicina de la Universidad de California en San Diego, el doctor Xiang-Dong Fu. "El hecho de que pudiéramos producir tantas neuronas de una manera tan relativamente fácil fue una gran sorpresa", ha agregado.


Quizás también te interese: 

¿Puede una infección intestinal desencadenar la enfermedad de Parkinson?

7 señales de alerta temprana del Parkinson


 

Los autores del informe exponen que lo más sorprendente del estudio es que tres meses después de una única administración del tratamiento, los ratones tratados regresaron a normalidad y no volvieron a desarrollar los síntomas del Parkinson durante el resto de sus vidas.

El hallazgo supone una esperanza en la lucha contra el trastorno del sistema nervioso central que afecta el movimiento y suele ocasionar temblores; aunque los científicos son honestos: no podemos olvidar que los ratones no son personas.

No obstante, el equipo manifiesta su interés por continuar desarrollando el tratamiento e incluso extenderlo no solo para el Parkinson, sino también para el Alzhéimer, los infartos cerebrales e incluso para anomalías cerebrales heredadas. @mundiario