Buscar

MUNDIARIO

Un análisis de sangre podría detectar cáncer en pacientes que no presentan síntomas

Una investigación del Johns Hopkins Kimmel Cancer Center presenta la prometedora técnica que podría ser capaz de localizar mutaciones asociadas a la presencia temprana de la enfermedad. 

Un análisis de sangre podría detectar cáncer en pacientes que no presentan síntomas
Análisis de sangre. / Pexels.
Análisis de sangre. / Pexels.

Ibed Méndez

Periodista.

Un análisis de sangre podría ayudar a detectar varios tipos de cáncer en pacientes antes de que presentes síntomas. Así lo ha dejado claro una investigación del Johns Hopkins Kimmel Cancer Center, basada en prometedora técnica capaz de localizar mutaciones asociadas con la enfermedad, en una fase temprana de desarrollo. 

El estudio, denominado DETECT-A, examina dieciséis genes y nueve proteínas vinculados a varios tipos de cáncer; y presenta por primera vez una alternativa para un diagnóstico temprano que, a su vez, aumente las posibilidades de sobrevivencia de los pacientes. 

Para llegar a esta conclusión, los expertos de Baltimore (Estados Unidos), evaluaron a 9.900 mujeres desde 2016, utilizando biopsias líquidas para hallar rastros de mutaciones frecuentemente asociadas con determinados tumores en la sangre.


Quizás también te interese: 

Este hábito aumenta el riesgo de morir por cáncer

Científicos descubren un tratamiento capaz de eliminar el Parkinson en ratones


 

Solo tres modalidades de la enfermedad fueron descartadas del estudio: tumores cutáneos, aquellos que afectan al sistema nervioso central y las leucemias. ¿La razón? Sencilla: los autores afirman que dichas patologías poseen una probabilidad ‘muy baja’ de ser detectados por una prueba de este tipo.

El análisis permitió detectar 26 tumores, cuya existencia y localización fue posteriormente confirmada por medio de tomografías computarizadas por emisión de positrones. 

Pero eso no es todo: el experimento también logró identificar cánceres en 10 órganos diferentes (de los cuales siete actualmente no tienen pruebas de detección estándar); y localizó algunos tumores antes de metástasis clínicamente evidentes.

"Este estudio representa un momento seminal en la detección del cáncer", explican los autores del informe publicado en la revista Science. "Por primera vez, se ha empleado un análisis de sangre en un entorno del mundo real y ha sido capaz de duplicar el número de cánceres identificados. Además, hemos visto que puede ser complementario a las pruebas de detección estándar existentes y supone un beneficio para muchos tipos de cánceres, como de ovario o de riñón, que no tienen ningún test de detección actualmente".

 

Aunque los resultados son prometedores, los expertos señalan que hace falta un mayor estudio al respecto, puesto que la técnica también podría arrojar falsos positivos que lleven a procedimientos innecesarios.  

Además, es preciso tener en cuenta que la prueba fue desarrollada únicamente en mujeres de 65 a 75 años de edad, por lo que otros científicos sugieren que sea probada en grupos más diversos: hombres y mujeres con diferentes rangos de edad. @mundiario