Buscar

MUNDIARIO

Detienen a un hombre tras agredir a otro por "no gustarle que tuviera amigos blancos"

El reporte de la Policía detalla que "tanto la víctima como el atacante, al parecer, aparcaban coches por la zona y el sospechoso le propinó supuestamente varios puñetazos".
Detienen a un hombre tras agredir a otro por "no gustarle que tuviera amigos blancos"
Una patrulla de la Policía Nacional española / 20minutos.es
Una patrulla de la Policía Nacional española / 20minutos.es

El racismo está también presente en España, aunque en menor medida que en Estados Unidos. El racismo ha sido precisamente el factor que detonó un conflicto este lunes. Sin embargo, esta vez ha ocurrido a la inversa.

Y es que agentes de la Policía Nacional han detenido en Valencia a un hombre de 44 años como presunto autor de los delitos de odio, amenazas y lesiones tras agredir a otro por "no gustarle que tuviera amigos blancos", advertirle con que si lo seguía haciendo le "mataría" y posteriormente clavarle una botella rota en el glúteo.

Esta increíble amenaza denota el problema de polarización social que se vive también en algunas comunidades adentrados de España.

La víctima tuvo que ser atendida por las lesiones que presentaba, ya que le propinó varios puñetazos y le clavó una botella rota en el glúteo, ha informado la Policía Nacional en un comunicado.

Agentes que realizaban labores de prevención observaron a un hombre en una plaza del distrito Centro de Valencia, al que reconocieron como la persona que supuestamente habría amenazado y atacado a otro el día anterior por "no gustarle las personas con las que andaba por ser blancos", según reseñó también la agencia Europa Press.

El reporte de la Policía detalla que "tanto la víctima como el atacante, al parecer, aparcaban coches por la zona y el sospechoso le propinó supuestamente varios puñetazos, le tiró al suelo y le reprochó que no le gustaba que fuera con blancos y que si lo seguía haciendo lo mataría, para posteriormente clavarle una botella rota en el glúteo". La víctima tuvo que ser atendida por las lesiones producidas.

Por este delito, el detenido podría enfrentar una sanción penal de hasta cinco meses de prisión. @mundiario