Los venezolanos hacen una "petición humanitaria" para el regreso de DIRECTV a su país

directv
Motoristas pasan cerca de las oficinas de DirecTV en Caracas, la capital venezolana / Reuters.
Esta iniciativa ocurre luego del impacto que generó en la opinión pública nacional la salida del demandado canal de televisión satelital por suscripción.
Los venezolanos hacen una "petición humanitaria" para el regreso de DIRECTV a su país

En medio de una aguda crisis económica y social, la población venezolana trata de enfrentar el impacto emocional y psicológico de un período de aislamiento por la pandemia de coronavirus que, no solo les impide trabajar y rebuscarse con ingresos diarios al 80% de la población que trata de subsistir, sino que también los desconecta del único medio de comunicación que tenían para conocer la realidad informativa de su país tanto dentro como fuera de territorio venezolano. Directv es ahora un nuevo elemento de la crisis venezolana. 

Es por ello que miles de ciudadanos venezolanos se sumaron a partir de este lunes a una "petición humanitaria" a la transnacional estadounidense AT&T en la plataforma Change.org para que active de nuevo la señal de su plataforma televisiva Directv en el país de forma "libre", apenas una semana después de que la empresa de comunicaciones anunciara que cerraba el servicio.

Esta iniciativa ocurre luego del impacto que generó en la opinión pública nacional la salida del demandado canal de televisión satelital por suscripción debido a la poca o nula rentabilidad que representa para la empresa el pago de la licencia especial para incluir al canal venezolano de noticias Globovisión en su parrilla de programación, pues es objeto de sanciones por parte de EE UU a causa de que su dueño y accionista mayoritario, el empresario Raúl Gorrín, es requerido por la justicia estadounidense por los presuntos delitos de corrupción, lavado de dinero y por ser, supuestamente, testaferro de altos personeros del régimen de Nicolás Maduro en Venezuela.

Bajo la premisa en inglés de "petición humanitaria para el suministro provisional del servicio internacional de Directv en Venezuela", ya son más de 53.000 personas las que han firmado de forma virtual para que regrese a Venezuela un servicio que antes de su suspensión tenía un precio apenas simbólico, estimado en unos 150.000 bolívares al mes, equivalente a apenas US$0,75 centavos.

La salida de DirecTV es otro hecho que el régimen chavista ha politizado a su favor para justificar que el país atraviesa una crisis económica y social a causa de las sanciones financieras de Estados Unidos, que buscan socavar la estructura de capitales, intereses, monopolios y poder de la cúpula de Maduro en coordinación con la élite política, militar y empresarial que lo mantiene aún bajo control absoluto del país. @mundiario

Los venezolanos hacen una "petición humanitaria" para el regreso de DIRECTV a su país
Comentarios