Buscar

MUNDIARIO

El uso de cigarros electrónicos está desaconsejado por la Organización Mundial de la Salud

La OMS define los cigarrillos electrónicos como dispositivos que emiten vapor (con o sin nicotina) y hacen llegar a los pulmones del consumidor una mezcla de varias sustancias químicas.

El uso de cigarros electrónicos está desaconsejado por la Organización Mundial de la Salud
Una joven fuma un cigarrillo electrónico.
Una joven fuma un cigarrillo electrónico.

Ana Prieto

Farmacéutica.

Según recoge la publicación Médicos y Pacientes, el Comité Nacional Para la Prevención del Tabaquismo (CNPT) y la Organización Médica Colegial (OMC) han enviado al Senado una Declaración sobre la propuesta de regulación de los cigarrillos electrónicos en la que defienden que su regulación se equipare a la de los cigarrillos convencionales en los espacios de utilización, en la promoción y publicidad y en la fiscalidad. A esta Declaración se han adherido 37 sociedades científicas y asociaciones ciudadanas y de consumidores. Como profesional sanitaria he de decir que esta Declaración cuenta con todo mi apoyo.

> ¿Qué es un cigarrillo electrónico? La Organización Mundial de la Salud (OMS) define a los cigarrillos electrónicos como dispositivos que emiten vapor (con o sin nicotina) y hacen llegar a los pulmones del consumidor una mezcla de varias sustancias químicas.

> ¿Que se fuma en un cigarrillo electrónico? Se fuma o “vapea” una mezcla química formada normalmente por nicotina, propilenglicol y otros productos químicos, aunque en ocasiones estos cigarros no contienen nicotina. Algunos poseen sabores muy atractivos para los adolescentes, lo que puede convertirlos en una puerta de entrada de nuestros jóvenes al tabaquismo.

> ¿Es un método efectivo para dejar de fumar? No, no es un método efectivo para dejar de fumar. Para la deshabituación tabáquica, uno de los tratamientos utilizados es la terapia sustitutiva con nicotina en modo de parches, chicles o sprays nasales, pero actualmente no existe evidencia científica suficiente de que los cigarros electrónicos con nicotina sean eficaces para abandonar el hábito tabáquico. Entre otros motivos, porque este método no permite que se pierda la automatización o adicción gestual (que sí se rompe con los chicles, parches, sprays) de llevarse un cigarrillo a la boca. Por tanto, el cigarro electrónico no rompe el hábito, lo mantiene y esto es un factor determinante en la erradicación del tabaquismo.

> ¿Está demostrada científicamente su inocuidad? Según la OMS el posible riesgo para la salud de las personas usuarias de estos cigarros electrónicos todavía está por determinar. Son las autoridades sanitarias quienes deben evaluar y valorar la seguridad de estos dispositivos electrónicos para la salud del fumador y de quienes le rodean, y legislar en consecuencia regulando el uso de estos cigarrillos electrónicos.

En Galicia ha sido diagnosticado el primer caso de neumonía en España asociada al consumo de cigarros electrónicos, abriendo así la polémica en torno al uso de estos dispositivos. Ya en diciembre de 2013 el Comité Nacional para la prevención del Tabaquismo (CNPT) emitió un informeque considera  que "mientras no se disponga de más evidencia científica, los profesionales de la salud deben desaconsejar el uso de los cigarrillos electrónicos entre sus pacientes sean o no fumadores". @anaprietonie