Buscar

MUNDIARIO

La tristeza de los sabios, un poemario de Joaquín Juan Penalva sobre el cine

Una original proeza de acertijos y reflexiones oníricas sobre películas que marcaron la biografía del poeta Joaquín Juan Penalva conforman este libro publicado en 2007.

La tristeza de los sabios, un poemario de Joaquín Juan Penalva sobre el cine
La tristeza de los sabios, poemario de Joaquín Juan Penalva/ MGP
La tristeza de los sabios, poemario de Joaquín Juan Penalva/ MGP

Firma

Manuel García Pérez

Manuel García Pérez

El autor, MANUEL GARCÍA PÉREZ, es doctor en Filología Hispánica por la Universidad de Murcia y licenciado en Antropología por la UNED. Premio Nacional Fin de Carrera, fue coordinador del área de Sociedad y Cultura de MUNDIARIO, donde actualmente es columnista y crítico literario. Docente, investigador y escritor de narrativa juvenil, su última obra es el poemario Luz de los escombros. @mundiario

Llega a mis manos, dedicado por el autor, el poemario La tristeza de los sabios, una interesante formulación de acertijos y reflexiones sobre películas que han marcado la vida de este creador de Novelda. Publicada en 2007 por Editorial Azul, la obra es Áccesit del Premio de Poesía 2006, destinado a jóvenes creadores que convoca la Academia Castellana y Leonesa de la poesía. 

No es la primera vez que reseño algunas obras de Joaquín Juan Penalva, pues es significativa la capacidad de sugestión que me produce su concisión y transparencia a la hora de escribir,  no exentas de una hondura filosófica acerca de temas tan universales como el paso del tiempo o el lastre elegiaco que suponen los recuerdos una vez que los años van erosionando nuestra percepción espontánea y asombrosa del mundo.

La tristeza de los sabios no es solo un juego de adivinanzas, aunque parece que el autor quiere que el lector caiga en esa trampa benévola y lúdica, sino también la reflexión profunda sobre diferentes maneras de vivir a través de las películas; un aura de derrotismo y elevada nostalgia se desprenden de algunos versos dedicados a La noche del cazador, a Lolita o  a El Señor de los Anillos.

La fascinación por el cine es una de las razones vitales que Joaquín Juan Penalva alimenta continuamente en publicaciones, foros y reseñas, y es quizá este poemario la consumación de esa necesidad de evidenciar que las respuestas a las grandes preguntas sobre la existencia están el cine. Este tópico tan recurrente, sin embargo, es notorio en los poemas de La tristeza de los sabios a través de una lírica sencilla, pero trabada en la música y en una clase de espontaneidad que afina la búsqueda de ese título y de ese argumento al que invita continuamente el creador con la descripción de cada película.

Estamos ante un poemario que supera lo anecdótico para convertir a los héroes y antihéroes del cine en un alter ego, cuya voluntad no es otra que la de superar las rutinas diarias, adentrarse en los enigmas y exploraciones de  nuevos mundos, universos poblados de incuestionables imaginarios que desafían la visión de todo replicante.