Tragedia en Israel: un acto religioso masivo, 45 muertos y 150 heridos

Lugar donde se celebraba Lag Baomer en Israel. _ Twitter.
Lugar donde se celebraba Lag Baomer en Israel. / Twitter.
Una avalancha humana durante la festividad Lag Baomer, en la que participaban unos cien mil judíos ultraortodoxos, provoca la peor catástrofe civil en el país.
Tragedia en Israel: un acto religioso masivo, 45 muertos y 150 heridos

Israel, conmocionado ante la peor catástrofe civil de su historia. Al menos 45 personas han muerto y otras 150 han resultado heridas durante la celebración de Lag Baomer, una festividad religiosa masiva en la que participaban unos cien mil judíos ultraortodoxos, en el monte Meron (norte del país). El acto, conocido como la festividad judía del fuego, ha terminado con avalancha humana que ha dado paso a una de las peores tragedias en tiempos de paz del país. 

Las autoridades han explicado que la mayoría de las víctimas murieron asfixiadas, en un paso de apenas tres metros de anchura que, de acuerdo con los testigos, había sido cerrado por la policía por razones de seguridad. 

Todo parece indicar que los cuellos de botella que desencadenaron la estampida se dieron debido a que algunos peregrinos resbalaron en unos escalones, provocando que decenas de personas más se cayeran.

 

 

"Más de mil personas juntas trataron de bajar por un lugar muy, muy pequeño, una carretera muy estrecha y simplemente se cayeron una encima de la otra", explicó a la BBC Yanki Farber, periodista del sitio web judío ortodoxo Behadrei Haredim. “Aquello era el caos, todo ocurrió en un segundo. Parecía un pequeño incidente al principio”, relató un asistente. “El bloqueo impidió la salida de la masa por una escalera (de la tribuna)”, afirmó otro testigo, y añadió: “y el gentío se desbordó hacia uno de los lados de las gradas. Muchos quedaron aplastados en el acto”.

Lag B'Omer es una importante fiesta religiosa anual marcada con hogueras, oración y baile. Este año sería el acontecimiento más multitudinario de Israel desde marzo de 2020, cuando estalló la crisis mundial por el coronavirus. Pese a las limitaciones de aforo de 10.000 asistentes, impuestas por las autoridades sanitarias, los agentes locales estiman que en lugar había al menos unas 100.000 personas. @mundiario
 

Tragedia en Israel: un acto religioso masivo, 45 muertos y 150 heridos
Comentarios