"Soy una bestia, una chica violenta, les pegué a mis novios"

Caso 2. Lo debo confesar, la violencia de género es de los dos lados. No fui golpeada, yo los incitaba a que me golpeen.
Fabiana Cantilo.

La legendaria y excelsa vocalista del rock argentino Fabiana Cantilo aflora un debate, sin duda polémico y controvertido, sobre la violencia que afecta a mujeres y hombres.

"Soy una bestia, una chica violenta, les pegué a mis novios"

Los pensamientos extremistas, y fascistas, nos están ganando, por lo que siento que debemos estar atentos, sobre todo por el futuro que les dejaremos a nuestros hijos. Hace unos días, en una breve entrevista que tuve con una de mis ex alumnas, de algún curso o exposición ocasional, hoy profesional e integrante de las filas del feminismo, me dijo algunas frases como "déjennos vivir en paz", "dejen que seamos libres de acción y elección", entre otras cosas; palabras que no me parecen desafortunadas siempre y cuando no busquen los extremos; por lo que me pareció prudente continuar exponiendo públicamente ciertos casos, y más aún con la libertad de expresión que nos deja un medio plural como lo es MUNDIARIO.

En este sentido voy a exponer algunos de los nuevos casos que ocurrieron en Argentina durante el mes de agosto.

Caso 1. Vecinos chavenses marcharon pidiendo justicia

                                                      Vecinos chavenses marcharon pidiendo justicia.

Caso 1: "Mi hija me contó que la pastora le hacía cosquillas en la vagina"

En el partido de Adolfo Gonzales Chaves, ubicado al sur de la provincia de Buenos Aires, una mujer denunció a Crónica que su hija de 3 años fue sometida sexualmente por una amiga de la familia, quien se ganó la confianza familiar a través de su función como pastora evangelista, en una iglesia comedor ubicada en la ciudad homónima. Los médicos intervinientes en el caso confirmaron que hubo penetración. Tras la denuncia la mujer, de 54 años, se dio a la fuga.

Según expresiones del medio, la denunciante contó que comenzó a sospechar de su amiga Mabel luego de que su nena le contara que la mujer le hacía cosquillas en la vagina. Además, su hija comenzó a despertar por las noches llorando y con miedo.  Según expresiones de Irina, la nena le habría dicho que la mujer le ponía un plastiquito rosa mientras la bañaba o que la pastora le hacía cosquillas en la vagina mientras le ponía shampoo en la cabeza; también, le solía colocar un gel en sus partes íntimas.

Caso 2.  Soy una chica violenta, les pegué a mis novios. Solo les pego a los hombres, dijo Fabiana Cantilo

Fabiana Cantilo.

Caso 2: "Soy una chica violenta, les pegué a mis novios", dijo Fabiana Cantilo

"Soy una chica violenta, les pegué a mis novios", "no fui golpeada, yo los incitaba a que me golpeen. Lo debo confesar", dijo la cantante argentina Fabina Cantilo. Estas afirmaciones fueron vertidas públicamente, según informaron medios como El Tribuno. o Exitoína, por la multi-premiada Fabiana Cantilo, quien además de actriz, es considerada una de las voces femeninas más importantes del rock argentino. 

Por estas declaraciones, que representan otro revés al feminismo intolerante y poco constructivo, donde solo muestran la imagen del hombre monstruo, la excelsa voz de nuestro rock es noticia, ocupando la atención de todos tras sus recientes declaraciones en el programa de Telefe "PH, Podemos Hablar", ​donde reveló que fue una mujer violenta con varias de sus ex-parejas. Cantilo comenzó diciendo: "Yo soy una bestia", "soy una chica violenta, les pegué a mis novios. Solo les pego a los hombres", señaló, enmudeciendo al resto de los participantes y ante la mirada atónita del conductor Andy Kusnetzoff; luego agregó "con uno nos cagamos a trompadas, tipo soldado. Yo soy un soldado y mi vida hizo que yo lo sea, sino no podría haber sobrevivido a lo que sobreviví, soy una mujer golpeadora. El pibe estaba medio 'locardi', nos cagamos a trompadas varias veces".

Ante el clima de sorpresa que se generó, el conductor, visiblemente confundido e intentando poner coherencia y paños fríos, le preguntó "¿le pegaste un cachetazo?"; "¡¿qué cachetazo?!, ¡tenía toda la jeta deformada, nos dimos tipo soldado!. Eso era antes, ahora no entro en eso. Es importante decirlo: si te drogas terminas en esa, en las cárceles, los hospitales y la muerte". "La violencia de género es de los dos lados. No fui golpeada, yo los incitaba a que me golpeen. Lo debo confesar", dijo de forma contundente la legendaria cantautora argentina.

Caso 3. Fue condenada a 30 años de cárcel por violar y prostituir a sus tres hijos

La mujer condenada.

Caso 3: Por violar y prostituir a sus tres hijos fue condenada a 30 años de cárcel

En San Juan, Nancy Herrera, de 38 años, fue condenada a 30 años de cárcel por violar y prostituir a sus tres hijos. La Sala II de la Cámara Penal otorgó esta pena luego del pedido de la fiscal Leticia Ferrón de Rago. La mujer condenada pidió perdón y su defensa solicitó la absolución, aunque el juez Carlos Peluc Noguera aplicó la pena considerando que lo que hizo fue realmente aberrante.

Según fue publicado en La Gaceta de Salta, los abusos de Herrera sobre sus hijos, de 12, 14 y 15 años, tomaron estado público en mayo del año pasado, luego de una denuncia en la que se afirmaba que la mujer prostituía en su casa, y en domicilios particulares, de la capital sanjuanina a los chicos, a los que también obligaba a verla cuando se hacía practicar sexo por un perro de raza: un Pit bull Terrier. A pesar de esto, la defensa de la mujer advirtió que apelarán el fallo.

Durante el proceso judicial, Herrera acusó al mayor de sus hijos de prostituir a sus demás hermanos, mientras que la fiscal del caso definió a la mujer como una persona “degenerada, perversa y depravada”, a la que no se la puede llamar madre.

Caso 4. En una humilde vivienda del barrio Alvear, en la zona Sur de la ciudad de Rosario, en Argentina, una adolescente de 17 años  mató de una puñalada en el pecho a su novio

Vivienda del barrio Alvear, en la zona Sur de la ciudad de Rosario, en Argentina.

Caso 4: Mató a su novio de una puñalada en el pecho

En una humilde vivienda de la calle Garibaldi al 3800, del barrio Alvear, en la zona Sur de la ciudad de Rosario, en Argentina, una adolescente de 17 años  mató de una puñalada en el pecho a su novio de 19. El hecho se dio en un contexto de violencia, donde Brian Ezequiel Ortíz, habría intentado encerrar a la adolescente en el baño; allí el joven murió desangrado, en brazos de su suegra.

Todo comenzó cuando la pareja, que llevaba un año y medio de relación sentimental, inició un intercambio de palabras e insultos, hasta que en esa agresión mutua, la adolescente pretendió tomar un objeto para atacar a su novio. En ese instante, el joven intentó encerrarla en el baño a los empujones, hasta que ella logró tomar un cuchillo y asestarle un puntazo en el pecho. La madre de la atacante, quien dormía en una pieza contigua, se levantó y se encontró con el chico herido de gravedad y su hija escapando. “Yo nunca pensé que iba a terminar así. Habían discutido tres veces en los últimos tiempos, pero esto no”, dijo.

La mujer llamó al 911 y a la ambulancia, pero cuando la asistencia llegó la víctima ya había fallecido. Según el Diario Popular, la mujer contó que tanto su hija como Brian habían tenido una infancia muy difícil, marcada por la extrema pobreza y la vulnerabilidad. Brian y sus hermanos perdieron a sus padres hace unos años y vivieron en un orfanato, mientras que la joven había sido violada, a los 10 años, por tres adolescentes. No se había recuperado de las profundas huellas psíquicas que el hecho le dejó. Finalmente, la joven quedó detenida e imputada por el homicidio, mientras que el cuerpo de la víctima fue derivado al Instituto Médico Legal para la realización de una autopsia.

Caso 4 mató a su novio de una puñalada en el pecho

                                        Mató a su novio de una puñalada en el pecho.

Conclusión: La clave es la violencia humana

En más de una ocasión, y sobre todo en estos últimos dos años, me he manifestado a favor de la igualdad de oportunidades en todas las áreas y sin distinción de sexo, así como que debemos dejar de creer que la mujer siempre es la víctima o que es el sexo más débil; he subrayado que la violencia doméstica no es unidireccional, sino que es mutua –coincidiendo plenamente con Fabiana Cantilo, quien valientemente se manifiesta en contra de la corriente–. Estas opiniones las sustento en mis observaciones, que las he ido plasmando en los diferentes artículos, sobre distintas situaciones o hechos que se manifiestan diariamente y que así nos lo demuestran. A su vez, he puesto en consideración que no debemos tomar a la problemática como un partido de fútbol donde debe haber un vencedor, porque en realidad es lo que menos importa; el punto a discutir, y a subsanar, es la violencia humana, como el aspecto desencadenante de las diferentes tragedias.

Por lo anterior, a algún movimiento feminista extremo o radical lo considero verdaderamente destructivo, tanto como el patriarcado, porque nada aportará en la construcción de una sociedad más saludable. Desde mi punto de vista lo que buscan es tener el poder, y seguramente harán lo mismo que el paradigma que tanto aborrecen, entonces les pregunto: ¿dónde está la revolución? o ¿qué clase de cambios pretenden instaurar? Si todo indica que algunas están llenas de odio y con sed de venganza; es decir, van a realizar lo mismo pero solo que cambiando de sexo. Y finalmente, ¿donde está la evolución hacia la igualdad del ser humano?

Con su accionar intolerante, cada día nos demuestran, y tal como lo advirtió Erin Pizzey, algunos colectivos femeninos han generado una industria millonaria sobre el tema de la violencia doméstica, donde para ellas todo es culpa de los hombres o del supuesto poder que las tiene subordinadas, un poder que, por ejemplo, determina a los hijos ser prisioneros de uno de los padres –generalmente la mujer–, una real dictadura que les impide a los niños elegir, o incluso compartir con el otro,  y lo único que han logrado es generar hijos huérfanos de padres vivos, a través de mantener familias eternamente judicializadas y donde nada se resuelve (deberíamos terminar de entender que el vinculo biológico, entre la madre y el padre, es lo mejor que se le puede ofrecer a un niño).

A estas alturas todos deberíamos saber que ambos miembros de una pareja son potencialmente violentos, así como irresponsables, por diferentes circunstancias, porque el ser humano lo es en esencia, una esencia que se moldea con una buena formación desde las bases; además porque existen diferentes estudios que avalan estas situaciones (por citar dos ejemplos: el Estudio Longitudinal Dunedin y otras estadísticas británicas) y que indudablemente no tienen la difusión que deberían, quizás, y siendo iluso, como para tratar de construir una sociedad más justa y saludable (mientras continuemos en la postura actual no solo la violencia continuará sino que va aumentar).

Para finalizar, adhiero a las palabras de la legendaria y excelsa vocalista del rock argentino Fabiana Cantilo, y aplaudo su valentía, al hacerse cargo de una situación con la que muchas de sus congéneres sacan ventajas, digna de un soldado (como ella misma se definió). Fue Joseph Goebbels quien dijo: "Si cuentas una mentira, el tiempo suficiente, puedes lavarle el cerebro a toda una comunidad". @mundiario

"Soy una bestia, una chica violenta, les pegué a mis novios"
Comentarios