Las quejas sobre el arbitraje: un problema de indumentaria

En España, a los árbitros de fútbol también se les conoce como trencillas. / as.com
En España, a los árbitros de fútbol también se les conoce como trencillas. / as.com
Las reiteradas muestras de disconformidad con las decisiones arbitrales se evitarían sencillamente contratando a un buen diseñador.
Las quejas sobre el arbitraje: un problema de indumentaria

Estos Significados inéditos, alumbrados bajo la espesa fronda de cipreses y arces, registran nuevas necesidades de aprovisionamiento, así como diferentes quejas y sobornos, sintetizados en una inusual interpretación estoica de la ética aristotélica.

agredir. (del cat. agre, agrio, y dir, decir). Hablar de un modo áspero y falto de afabilidad. Al dirigirse a los demás, es propio de la gente malhablada agredir. Más que una acometida física, la palabra ‘agredir’ denota en primera instancia un ataque verbal.

aprovisionar. (de aprovisionar + visionar). Proporcionar a alguien las películas, documentales o series que necesita para subsistir. Las plataformas de streaming hacen llegar al usuario todo el contenido multimedia que desee, sin interrupción del flujo digital y -al contrario de lo que sucede cuando llegas de hacer la compra en el supermercado- sin necesidad de descargar previamente la mercancía. Porque un buen aficionado al cine no puede estar sin aprovisionar, aun a riesgo de que los más glotones no paren de darse atracones.  

apuntalar. (del cat. a punt + talar). Estar alguien a punto de cortar un árbol por su base. Apuntalar los bosques, lejos de hacerlos más resistentes, los acerca a su desaparición. Siempre me he preguntado con qué derecho podemos acabar con un ser vivo que lleva existiendo desde mucho antes de que nosotros naciéramos y que en ningún momento nos ha molestado ni pedido nada. De esta forma tan gratuita nos cargamos árboles centenarios cada día.

apuntar. (de apuntar + untar). Escribir en una lista o cuaderno el nombre de alguien a quien se pretende sobornar, con tal de conseguir objetivos de forma ilícita. Ahora bien, incluso aunque le pegue un tiro, un corrupto nunca podrá apuntar a una persona honrada. Tendrá, eso sí, otra libreta para recordar a quiénes puede hacer chantaje.

apurar. (de apurar + puro). Dar las últimas caladas a un puro.

aquejado. (de aquejado + queja). Afectado por una queja. Puedes no parar de quejarte por la situación que sufres, el dolor que tienes o lo injustamente que han tratado a tu equipo birlándole un penalti en el último minuto, pero el verdadero aquejado no serás tú, sino quien recibe las quejas.

arabismo. (de arabismo + abismo). Palabra o expresión de la lengua árabe utilizada para referirse a una profundidad grande y peligrosa.

arbitraje. (de árbitro + traje). Traje del árbitro. Las reiteradas quejas sobre el arbitraje en las diferentes competiciones deportivas, sobre todo en el fútbol, se evitarían sencillamente contratando a un buen diseñador. Quizá no haga falta recuperar para su vestimenta la característica chaqueta adornada con una trencilla de lana o algodón en las solapas que hasta mediados del siglo pasado sirvió de uniforme a los árbitros (razón por la cual, sinécdoque mediante, en España también se les conoce como trencillas), ni tampoco el riguroso negro de impronta justiciera, asociado siempre en mi mente al mítico Guruceta, que les acompañó hasta principios de los 90 (las camisetas de colores se introdujeron en el Mundial de Estados Unidos de 1994), pero es evidente la necesidad de una prenda que deje ver las manos con total claridad y le pare los pies a la arbitrariedad de las interpretaciones subjetivas.

arbitrariedad. (de arbitraria + edad). Cualidad de la Edad Arbitraria.

arcabucear. (de arca + bucear). Nadar con todo el cuerpo sumergido en busca de un arca hundido.

arcén. (de arcén + arce). Margen a uno y otro lado de la calzada reservado para plantar arces. Pronto se vio, no obstante, que en España funcionaban mejor las plataneras.

archivar. (de archivar + chivar). Guardar aquellos documentos que fueron o serán utilizados para delatar a alguien o revelar algo oculto que le perjudique.

archivero. (del pref. archi-, muy, y vero, verdadero). adj. Muy verdadero. La coherencia lógica no permite la existencia de archiveros mentirosos.

arcipreste. (de arcipreste + ciprés). Dignidad de una iglesia catedral encargada de cuidar los cipreses del claustro, para que se alcen directos al cielo sin que nadie los desvíe ni corte.

aristotélico. (del gr. ἀριστος, mejor o excelente, y τέλος, fin). Punto de vista según el cual hemos de obrar conforme al fin mejor y, cuando esto ya no se pueda, aceptar que lo mejor es el fin. @mundiario

Las quejas sobre el arbitraje: un problema de indumentaria
Comentarios