Cinco películas que nunca debieron tener una secuela

Sex and the city 2
Sex and the city 2.

Próximamente, Gladiador contará con una nueva entrega dirigida por Ridley Scott.

Cinco películas que nunca debieron tener una secuela

En muchas ocasiones, una película llega a la sala del cine y se convierte en un éxito de taquilla. Por esta razón, la productoras buscan aprovecharse de estos éxitos y sacar una secuela o, su nueva variante, la precuela para seguir cosechando más dinero.

La nueva secuela que está en boca de todos es la del Gladiador, ganadora del Oscar y éxito en taquilla, que será dirigida por Ridley Scott. Sin embargo, es difícil imaginar una película del Gladiador sin Maximus Decimus Meridius, personaje principal, quien murió en la primera entrega.

"Sé cómo lo voy a resucitar", dijo el director. "No sé si pasará. 'Gladiador' se hizo en 2000, así que Russell ha cambiado un poco. Él está haciendo algo en este momento pero estoy intentando atraerlo otra vez".

No obstante, pese la emoción de los fans y los grandes números que reportan las taquillas, una secuela no suele ser bien vista en términos narrativo o creativo. Aquí, se presenta cinco ejemplos de ello:

Sex and the city 2

Estrenada en el 2010, Sexo en la ciudad 2 pertenece a la franquicia que inició con la serie de televisión, pero que no debió continuar después de la primera adaptación al cine ya que su segunda parte fue rechazada tanto por los fans como por la crítica, pese haber tenido grandes ganancias en taquilla.

Máxima Velocidad 2

Máxima Velocidad, gran película de acción protagonizada por Sandra Bullock y Keanu Reeves, no debido tener una nueva entrega en 1997. Pese a contar con un presupuesto mayor a la anterior y ser un éxito de taquilla, el filme fue un desastre. De hecho, fue nominado a ocho Razzies y ganó en la categoría de peor secuela.

Tiburón 2

Tiburón se convirtió en un clásico del cine y nos dio a uno de los mejores directores, Steven Spielberg. Según Rotten Tomatoes, la cinta tiene un 97% de crítica positiva, pero su segunda parte tiene mucho menor críticas con un 52%. No obstante, pero la desmejora se fue agravando cuando lo convirtieron en una franquicia.

El libro de las sombras: Blair Witch 2

El proyecto de la Bruja de Blair de 1999 se convirtió en un fenómeno viral. Tanto fue su impacto que las noticias ficticias del filme causaron confusión en las personas al no saber si la cinta era cierta o falsa. No obstante, esto no se repitió en El libro de las sombras: Blair Witch 2 que dejó a un lado su estética original por una más convencional.

Zoolander 2

Finalmente, está el extraño caso de Zoolander. Hace 15 años, se estrenó Zoolander, una película que fue muy mala y, por una inexplicable razón, sacaron una secuela que no se puede considerar mala cuando ya la original lo era.

Cinco películas que nunca debieron tener una secuela
Comentarios