Buscar

MUNDIARIO

Desde Rabat parece que se mira de reojo a Tetuán cuando habla español

¿Es realmente el español un posible aliciente para las reivindicaciones autonomistas que siempre ha tenido el norte de Marruecos? Cuando menos hay debate al respecto en el país.

Desde Rabat parece que se mira de reojo a Tetuán cuando habla español
Centro de Tetuán, en Marruecos. / tetuan.es
Centro de Tetuán, en Marruecos. / tetuan.es

Tetuán (Tetouan), la paloma blanca, descrita por los primeros españoles en 1860 como la joya más preciosa del África andaluza. El nombre de Tetuán es de origen bereber, parece significar fuentes de agua, por la abundancia de estas en la ciudad. Tetuán, ciudad Patrimonio de la Humanidad, la vieja capital del Protectorado. Desde lejos dicen que su urbanismo de casas encaladas blancas semeja una paloma con las alas abiertas.

La Médina de Tetuán es una de las ciudades históricas más atractivas destacada por su simplicidad, originalidad y especificidad. Fue la capital militar y administrativa del protectorado español en Marruecos. Se caracteriza por edificios muy particulares y diferentes, calles de estilo colonial español, plazas y hermosos jardines, maravillosos mercados.

Tetuán tuvo una importancia particular en la época islámica, a partir del siglo VIII, como punto de contacto principal entre Marruecos y Andalucía. Después de la Reconquista de la Península Ibérica, la ciudad fue reconstruida por musulmanes andaluces expulsados por los españoles. De ahí que sus obras arquitectónicas y artísticas dejen traslucir una honda influencia andaluza.

Pese a ser una de las más pequeñas de Marruecos, su medina es indudablemente la más completa y la que ha quedado más a salvo de influencias externas.  Construida entre 1917 y 1956, con el fin de servir como capital el Ensanche ocupa 30 hectáreas y se caracteriza por edificios muy particulares y diferentes, calles de estilo colonial español, plazas y hermosos jardines, maravillosos mercados y cines de alta calidad. Hoy en día, la medina y el Ensanche forman una complementariedad óptima dentro del urbanismo de la ciudad de Tetuán.

Patrimonio de la Humanidad

En 1997 fue declarada Patrimonio Cultural de la humanidad por la UNESCO, si bien no ha recibido aún la atención oficial local y nacional que merece en comparación con las llamadas ciudades imperiales.

La presencia europea, y  particularmente la española, también fue estrechamente ligada a la historia cultural de Tetuán. La Guerra de Tetuán y el Protectorado español, por ejemplo, han dejado huellas profundas tanto en Marruecos como en España. Además de calles y barrios enteros que llevan el nombre de Tetuán en ciudades españoles tan importantes como Sevilla, Madrid y Barcelona, Tetuán es probablemente la ciudad marroquí que ha dejado un impacto cultural y emocional más fuerte en el imaginario colectivo español tanto a nivel artístico y cultural como a nivel emocional.

Por los españoles, cristianos y judíos, que nacieron, crecieron o vivieron en Tetuán, esta ciudad no es una ciudad marroquí cualquiera. Para los tetuaníes es una ciudad donde también se habla español.

Se habla castellano

Muchos habitantes han conservado el castellano como segunda lengua, lo que se refleja en los rótulos de numerosas calles y comercios. El gobierno marroquí, sin embargo, ha visto esta diferencia respecto al resto del país (donde la segunda lengua es el francés) como un posible aliciente para las reivindicaciones autonomistas que siempre ha tenido el norte de Marruecos, por lo que ha hecho lo posible por erradicar el uso del castellano en la zona.

En la actualidad, el idioma español es poco usado entre las personas jóvenes, algo más entre las de mediana edad y mucho entre las mayores. En ello influye también la influencia de inmigrantes procedentes de otros lugares de Marruecos.

Cabe también señalar la existencia de varios centros de enseñanza españoles en dicha ciudad: el Colegio Español Jacinto Benavente (de enseñanza primaria), el Instituto Español Extranjero Nuestra Señora del Pilar (de enseñanza secundaria) y el Instituto Español Extranjero Juan de la Cierva (de formación profesional).

La medina de Tetuán es un ejemplo completo y excepcionalmente bien preservado de este tipo de ciudad histórica que presenta todas las características de la gran cultura andaluza, como informa la página web www.ovpm.org.