La pandemia empuja a 500.000 personas a pedir ayuda a Cáritas por primera vez

El equipo de Cáritas en una jornada. Twitter @_CARITAS
El equipo de Cáritas en una jornada. / Twitter @_CARITAS
La organización revela que ha recibido un 57% más de peticiones de ayuda desde el inicio de la pandemia. Una de cada tres personas jamás había tenido que recurrir a la asistencia. 
La pandemia empuja a 500.000 personas a pedir ayuda a Cáritas por primera vez

La pandemia ha empujado a medio millón de personas, de españoles, de familias, a pedir ayuda a Cáritas por primera vez. La organización, que ofrece ayuda de acogida y necesidades básicas como comida o alojamiento, ha presentado un desgarrador informe que desnuda el impacto que una crisis “sin precedentes” ha tenido sobre los sectores menos privilegiados en España.

El documento presentado este martes revela que unas 500.000 personas se han sumado, desde marzo del año pasado, a los 4 millones que ya vivían en situación de exclusión social severa y a los 8,5 millones de pobres (18,4% de la población española) que ya existían antes de la pandemia.

"Una de cada tres personas jamás había tenido que recurrir a la asistencia, mientras que un 26% han acudido por primera vez a Cáritas. Las demandas de ayuda se han incrementado un 57%", ha explicado el coordinador del equipo de emergencias Covid-19, Raúl Flores. 


Quizás también te interese: 

La pandemia hunde a 800.000 españoles en la pobreza severa

El paro supera los 4 millones por primera vez desde 2016 al aumentar en 44.436 personas


 

En concreto, los datos de la organización exponen que hay más de 825.000 personas acompañadas por Cáritas que están en situación de pobreza severa: son los que cuentan con ingresos inferiores a 370 euros al mes para un hogar unipersonal o a 776 euros para familias compuestas por dos adultos y dos niños. Además, existen al menos 700.000 personas incapaces de hacer frente a los gastos de suministros de la vivienda, lo que significa, en palabras sencillas, que ni siquiera pueden encender la luz cada vez que lo necesitan.

Todavía no se había superado la crisis de 2008

La secretaria general de Cáritas, Natalia Peiro, ha señalado que el crecimiento de las necesidades en España se ha disparado en un momento en el que todavía se había superado la crisis de 2008.  “Nos encontrábamos con un mercado laboral frágil y precarizado, con un acceso a la vivienda complicado para personas con rentas bajas y con un modelo de sociedad donde la vulnerabilidad se extendía a un elevado porcentaje de los ciudadanos”, ha dicho.

De acuerdo con datos del VIII Informe Foessa 2019, el 18,4% de la población en España (8,5 millones de personas) se encontraba en situación de exclusión social antes de la pandemia. De este grupo, más de cuatro millones estaban en situación de exclusión social severa. 

“Es en este contexto donde se declara la pandemia, cuyas consecuencias han sido especialmente graves para quienes ya se encontraban en situación de vulnerabilidad, y que se ha traducido en un incremento de la brecha social”, ha apuntado Flores, que adelanta que el panorama no es precisamente alentador: “la pobreza y la exclusión social se va a incrementar, va a depender de cuántos mecanismos de protección a las familias se pongan en marcha”.

 

Las ayudas no llegan

Cáritas ha denunciado que el 96,4% de las familias atendidas no ha recibido el ingreso mínimo vital tras haberlo solicitado y a otro 12,8% les ha sido denegado. "El ingreso mínimo vital no acaba de arrancar; debería de ser imprescindible pero alcanza sólo al 3,6% de las personas atendidas por Cáritas”, aclaran desde la organización. "Los sistemas de protección no están siendo ni eficaces ni complementarios".

"La pandemia y la crisis que ha generado no afectan a todas las personas por igual", subrayan, puesto que las "consecuencias son especialmente graves para las personas que ya estaban en situación de vulnerabilidad", ha destacado Peiro. "El coronavirus ha incrementado la brecha de la desigualdad", ha insistido. “Para las ya maltrechas economías de las familias, el tsunami que paralizó la economía y los efectos de su ola sostenida están durando demasiado. Cierta recuperación en el empleo era solo un espejismo”, ha apuntado.

¿Y el dinero que ha recibido Cáritas desde el inicio de la pandemia?

La organización de la Iglesia católica ha detallado que gracias a su campaña contra el virus, desde el inicio de la pandemia ha recibido 65 millones de euros de unos 70.666 donantes. De esta cifra, 41 millones de euros han sido destinados a ayudas de emergencia, 3,3 millones a infancia vulnerable y cerca de un millón a material sanitario y de protección. Cáritas, además, ha aportado 2,5 millones de euros a 65 proyectos desarrollados para paliar los efectos de la pandemia en países empobrecidos. @mundiario

 

 

 

 

La pandemia empuja a 500.000 personas a pedir ayuda a Cáritas por primera vez
Comentarios