Buscar

MUNDIARIO

OMS: “A pesar de la esperanza en las vacunas, hay dudas sobre el tiempo de inmunidad”

Es indispensable que la percepción social del necesario elemento de inmunización reflejado en la vacuna contra la Covid-19 sea optimizada a través de la organización, la eficacia sanitaria y la reconstrucción de la dinámica en el sistema de vida mundial.
OMS: “A pesar de la esperanza en las vacunas, hay dudas sobre el tiempo de inmunidad”
La científica jefa de la OMS, Soumya Swaminathan / CNN.
La científica jefa de la OMS, Soumya Swaminathan / CNN.

La carrera científica mundial que tiene a las grandes potencias en un pulso permanente por el hallazgo de la vacuna que podría poner freno a la tercera pandemia más devastadora de la humanidad, está ahora en una fase de suspenso por la logística que rodea al programa sanitario-humanitario global más importante que se haya conocido en el siglo XXI. 

Y es que el director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Tedros Adhanom Ghebreyesus, advirtió este pasado lunes de que “no es momento para la complacencia pese a los resultados positivos de vacunas experimentales contra la COVID, teniendo en cuenta el fuerte aumento de casos en regiones como Europa o América”.

Esto implica que la segunda ola de la pandemia podría consolidar la expansión de las cadenas de transmisión haciendo que los porcentajes de inmunidad se vean afectados por la velocidad con la que el virus se propaga, posiblemente, más rápidamente que la inyección de anticuerpos a través de los antídotos potencialmente desarrollados hasta ahora por la comunidad científica internacional. 

“La eficacia de más del 90% de esas posibles vacunas, anunciada por compañías como Moderna, Pfizer-BioNTech o el laboratorio ruso que desarrolla la Sputnik V, nos mantienen cautelosamente optimistas en que haya más medios contra el coronavirus en los próximos meses”, señaló el director general.

Por lo tanto, el objetivo de la máxima autoridad sanitaria global es crear una oferta que la industria farmacéutica pueda distribuir con eficacia y mediante un sistema proporcional de reparto. 

“Sin embargo, ello no oculta una extrema preocupación por el rápido aumento de casos, mientras muchos trabajadores sanitarios son puestos al límite", subrayó Tedros, dos días después de que se registrara una cifra récord de 660.000 nuevos casos en una sola jornada.

La crisis sanitaria actual escala y se convierte progresivamente en una endemia, es decir, es una pandemia combinada con otras enfermedades virales estacionales que podrían profundizar aun más el deterioro de la salud pública mundial. 

La científica jefe de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Soumya Swaminathan, ha avisado de que, “a pesar de las noticias tan alentadoras que ha habido sobre las vacunas contra el Covid-19, todavía hay dudas sobre la duración de la inmunización que puedan aportar a determinados colectivos como, por ejemplo, las personas mayores”.

Lo primordial es inmunizar a los grupos de alto riesgo para que no se produzca un desbalance demográfico que puedan alterar la ya mermada estabilidad socioeconómica de muchas poblaciones en todo el planeta.

En una rueda de prensa, la experta ha destacado la necesidad de que, “en el caso concreto de la vacuna que está desarrollando Moderna, se demuestre el perfil de seguridad y se realice un seguimiento de dos meses a los participantes del ensayo para evaluar los posibles efectos secundarios”.

Entonces, es indispensable que la percepción social del necesario elemento de inmunización reflejado en la vacuna sea optimizada a través de la organización, la eficacia sanitaria y la reconstrucción de la dinámica en el sistema de vida mediante el paradigma de la ciencia como el nuevo estadio en el desarrollo humano postmoderno.

"En al análisis interno parece que la vacuna tiene una eficacia de protección por encima del 94 por ciento, pero hay que esperar y ver el perfil de seguridad", ha dicho, al tiempo que también informó de que “la OMS está recopilando datos de ambas vacunas y espera poder tener información más detallada en las próximas semanas”.

Moderna lidera la carrera científica internacional, mientras que AstraZeneca pierde influencia en comparación con ese antiviral y el de la farmacéutica Pfizer, lo cual podría estandarizar el proceso de inmunización global como un sistema de alivio sanitario impulsado por la influencia estadounidense a través de la nueva ‘diplomacia sanitaria’ creada en este año tan excepcional de la historia. @mundiario