Buscar

MUNDIARIO

Los niños son menos propensos a sufrir la Covid-19 y las muertes son casos extraños, según un estudio

Una nueva investigación confirma que los niños, pese a contagiarse con el coronavirus, muy extrañamente llegan a desarrollar la enfermedad. De igual forma, afirman que los casos de muertes en menores son excepcionales. 
Los niños son menos propensos a sufrir la Covid-19 y las muertes son casos extraños, según un estudio
Coronavirus en niños ./ Pexels.
Coronavirus en niños ./ Pexels.

Un nuevo estudio confirman que los niños son menos propensos a sufrir la Covid-19 o bien, la tienen de una forma más leve que los adultos. Además, han confirmado que la mayoría de la muerte de menores por la enfermedad causada por el coronavirus son el resultado de el empeoramiento de otras patologías previas.

El estudio ha sido dirigido por expertos de las universidades de Edimburgo y Liverpool, Imperial College London y Royal Hospital for Children, Glasgow, quienes lo publicaron en The BMJ. Según los expertos hay varios factores que inciden en la forma en que la Covid-19 ataca a los menores. Afirman que los niños de etnia negra se veían aún más afectados por al enfermedad, además, ser obesos y tener un men o menos de vida son motivos para que un menor ingrese en alguna UCI o fallezca por el coronavirus.


Quizá también te interese:

Una mujer con coronavirus infecta a 55 personas en una cafetería, pero no igual a los camareros con mascarilla


 

Los niños y adolescentes representan apenas el 2.1% de enfermos en todo el mundo, puede que existan muchos más, pero debido a que son pocos los casos en que desarrollan la enfermedad, no se les suelen practicar pruebas PCR. La mayor parte de los confirmados tiene casos leves de la Covid-19 o son casos asintomáticos. 

Los expertos han concluido que la enfermedad grave en niños es rara y la muerte se produce mayoritariamente en niños con otra enfermedad grave o que sean menores de un mes de vida. Esta investigación ve la luz justo cuando las escuelas empiezan a reabrir y muchos padres ven con temor enviar a sus hijos a los centros de estudio. @mundiario