Más de 1.200 periodistas han sido asesinados en 15 años: el 90% de los casos han quedado impunes

Periodistas en Afgansistán
Un grupo de periodistas recibe ayuda de los civiles tras un ataque suicida en Kabul el 30 de abril de 2018. / Reuters / Omar Sobhani
La UNESCO denuncia que entre 2006 a 2020 solo uno de cada diez casos de delitos contra los profesionales de la comunicación se ha resuelto.
Más de 1.200 periodistas han sido asesinados en 15 años: el 90% de los casos han quedado impunes

La impunidad gana terreno como otro flagelo, además de la inseguridad, en el ejercicio del periodismo a nivel mundial. De 2006 a 2020, fueron asesinados en el mundo más de 1200 periodistas, indicó este martes la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO) y agregó que sólo uno de cada diez casos se ha resuelto.

El fenómeno del acoso y la violencia contra los periodistas es tan alarmante, que fue creado el Día internacional para poner fin a la impunidad de los crímenes contra periodistas, celebrado cada 2 de noviembre. Precisamente, ayer, la directora general de la UNESCO recordó que la labor de esos profesionales es “esencial para garantizar el derecho fundamental a la libertad de expresión”, estipulado en la Declaración Universal de los Derechos Humanos.

“Cuando los periodistas son atacados con impunidad, los sistemas judicial y de seguridad nos fallan a todos”, afirmó Audrey Azoulay en su mensaje para la jornada.

Distintos niveles de violencia

A esta voz se aunaron tres expertos de la ONU en derechos humanos, alertando sobre la precariedad de la seguridad de los periodistas y sobre la persistencia y magnitud de la impunidad para los delitos que se cometen contra ellos. El principal foco de violencia contra los periodistas a nivel mundial es México, donde se registran elevadas tasas de homicidios contra profesionales de la comunicación.


Quizás también te interesa: 

Las periodistas afganas no temen a los tabúes y amenazas


 

Dicha dependencia de la ONU se pronunció de manera contundente sobre los asesinatos de periodistas registrados en los últimos 15 años. Los relatores especiales sobre la libertad de opinión y expresión, Irene Khan; sobre ejecuciones extrajudiciales, sumarias o arbitrarias, Morris Tidball-Binz; y sobre la violencia contra la mujer, Reem Alsalem dieron cuenta de una vasta lista de abusos infligidos contra los periodistas durante el último año en el mundo.

Esa lista incluye amenazas, acoso, agresiones físicas, secuestros, detenciones arbitrarias, desapariciones forzadas, tortura y asesinatos, todos delitos sufridos por los comunicadores por el simple hecho de hacer su trabajo. De hecho, la UNESCO aseveró que la impunidad propicia más asesinatos, además de que suele ser un síntoma de agravamiento de los conflictos y colapso de la ley y los sistemas judiciales. Este problema se está volviendo un fenómeno endémico que amenaza la democracia y el Estado de derecho. 

El riesgo de ejercer el periodismo en América Latina

Los datos indican que la región del mundo más peligrosa para ejercer el periodismo es América Latina. En este sentido, la UNESCO se refirió a ella, donde según un estudio reciente apoyado por la UNESCO, la mitad de los profesionales de los medios de comunicación asesinados entre 2011 y 2020 había recibido amenazas previas relacionadas con su trabajo. “Por tanto, es fundamental fortalecer las investigaciones y juicios sobre las amenazas de violencia contra periodistas para prevenir los crímenes en su contra”, puntualizó.

El inicio de la nueva década marcó un hito lamentable en las estadísticas de homicidio contra periodistas. América Latina es la región con más periodistas asesinados a causa de su trabajo en 2020. El 80% de esos crímenes en esta parte del mundo durante la última década ocurrió en Brasil, Colombia, México y Honduras. Según los datos de la organización Reporteros sin Fronteras, en esos cuatro países fueron muertos 139 periodistas y colaboradores de medios durante ese periodo. @mundiario 

Más de 1.200 periodistas han sido asesinados en 15 años: el 90% de los casos han quedado impunes
Comentarios