Buscar

MUNDIARIO

La solicitud de alimentos desborda las instituciones sociales en Madrid

Una nueva crisis surge en Madrid en medio de la pandemia según las ONG, Cáritas, comedores sociales y el Banco de Alimentos de Madrid. Las solicitudes de ayuda para comida se incrementan en más de un 30%.
La solicitud de alimentos desborda las instituciones sociales en Madrid
Una señora en la calle. / Pixabay
Una señora en la calle. / Pixabay

Firma

Maira Perozo

Maira Perozo

La autora, MAIRA PEROZO, es periodista. Colabora en MUNDIARIO, donde también coordina MUNDIEDICIONES. Tiene experiencia en el área política, pero también como asesora y moderadora de programas de televisión. @mundiario

La pandemia además de muerte y lágrimas en Madrid abre otro duro frente de batalla: el hambre. Otra brecha en la sociedad que intenta ser paliada por varias ONG, la Cruz Roja, Cáritas, entre otras dependencias de ayuda social. En las últimas semanas la demanda de alimento se ha incrementado en un 30%, en promedio.

Así por ejemplo, en la iglesia de San Ramón Nonato del barrio, antes de la pandemia repartían comida para 600 personas, ahora la cifra llega a 1.300. Más del doble. Uno de los voluntarios, Alberto Vera, de 71, organiza el despacho de reparto. Sus datos destacan que de las solicitudes un 70% son latinos y un 30% españoles. 

En el Banco de Alimentos de Madrid también lo han detectado. Si en marzo atendían a 150.000 personas en la región, hoy son 190.000. “Y subiendo”, dice una portavoz. Las solicitudes se han incrementado en un 30% por la pandemia. El stock que tenían era para tres meses.

Por su parte, el Ayuntamiento asegura haber recibido en marzo el mismo número de peticiones de ayuda alimentaria que en todo 2019: más de 34.000. En los comedores sociales se registra la misma situación, han cuadriplicado el número de usuarios que atienden a diario.

Desde Cáritas también alertan: “Las peticiones de ayuda se han triplicado y el 40% de estas solicitudes provienen de personas que lo hacen por primera vez”. En el distrito de Puente de Vallecas, la pobreza sé acerca de nuevo; viven 230.000 vecinos repartidos en seis barrios con una renta per cápita media de 24.687 euros al año, la más baja de la capital. De ellos, alrededor de 20.000 estaban en el paro antes de la Covid-19. A falta de los datos abril, las colas para pedir comida anuncian que se ha multiplicado. Muchos de ellos han visto cómo sus pocas horas de trabajo al día, han sido fulminadas de cuajo hace cuatro semanas. La cola de comida es tan larga que los voluntarios de la zona de Entrevías, que se han visto obligados a trazar dos carriles. Uno para los que ya venían de antes de la crisis, y otra para los nuevos.

De acuerdo con el doctor en Economía por la Complutense Gonzalo López avisa: “A diferencia de pandemias anteriores, esta puede tener efectos sociales y económicos distintos a los que históricamente hemos observado en estas situaciones. Para empezar, el impacto de las medidas de confinamiento está siendo desigual por el nivel de ingresos”.

La iglesia de San Juan de Dios de la UVA de Vallecas se ha convertido en un gigantesco almacén de supermercado para los más necesitados. Allí el padre Gonzalo Ruipérez, tiene guardados en la parroquia más de 70.000 kilos de alimentos para repartir; 30.000 más que en marzo. Si antes repartía para 1.600 familias, ahora lo hace para 2.400.

La Comunidad de Madrid ha registrado en las últimas 24 horas 107 muertes por coronavirus, diez menos que el miércoles, lo que eleva el total a 7.684. El número de contagios sube en 1.288 hasta alcanzar 60.487, según los datos difundidos este jueves por el Ministerio de Sanidad. A nivel general España ha registrado 435 fallecidos con coronavirus, cinco más que el miércoles, de acuerdo con los cálculos del Ministerio de Sanidad, el número total de muertos por el COVID-19 asciende a 22.157. @mundiario