Precaria situación del idioma español en el sistema educativo de Marruecos

Hispanistas marroquíes se manifiestan ante el Ministerio de Educación marroquí, por la exclusión del español.
Hispanistas marroquíes se manifiestan ante el Ministerio de Educación marroquí, por la exclusión del español.

En Marruecos hay pluralidad lingüística y el español tiene su espacio, sobre todo en algunas zonas. Pero desde el punto de vista de la docencia, regulada por oposiciones, hay dificultades.

Precaria situación del idioma español en el sistema educativo de Marruecos

En Marruecos hay pluralidad lingüística y el español tiene su espacio, sobre todo en algunas zonas. Pero desde el punto de vista de la docencia, regulada por oposiciones, hay dificultades.

 

Cuando apenas le quedaban algunos días para la manifestación del 27 de abril de 2015, protagonizada por los hispanistas marroquíes ante el Ministerio de Educación, la inmensa mayoría de los estudiantes del español en la Escuela Normal Superior de Tetuán, y la mayor parte de los de la Escuela Normal Superior de Rabat, se retractaron en su decisión de llevar a cabo dicha manifestación. Al final, han sido tan solo seis estudiantes los que se habían resuelto viajar hasta Rabat para incorporarse a alrededor de otros estudiantes más de la Escuela Normal Superior de Rabat, favorecidos estos últimos por su residencia en la capital del reino jerifiano, así como por su cercanía a la sede central del Ministerio de Educación, donde tuvo lugar la manifestación de protesta por la exclusión del español por segunda vez consecutiva de las oposiciones de acceso a los Centros Regionales para los Oficios de Educación y Formación, centros estos últimos donde se forma a los licenciados aprobados en dichas oposiciones en cuestiones de didáctica y pedagogía que le proporcionan al estudiante-profesor las claves metodológicas de la enseñanza y sus estrategias.

La manifestación, llevada a cabo en la mañana del 27 de abril, con una insignificante asistencia estimada en un poco más de una veintena de personas, y en un ambiente de decepción y desesperación, tiene como objetivo presionar sobre el Ministerio de Educación marroquí para crear puestos de trabajo de cara a las próximas oposiciones, cuya organización empezará a partir del siguiente mes de junio.

La protesta ha durado casi una hora y media, durante la cual los manifestantes, alzando las pancartas y los eslóganes en pro de la integración del español en los centros de formación de profesores, han manifestado a voz en cuello su rechazo al actual status quo de la lengua español, procurando hacer oír su voz a algunos responsables en el Ministerio de Educación, que habían salido para seguir de cerca las reivindicaciones de estos hispanistas.

Uno de los puntos a destacar y que ha tenido mayor envergadura, es el relativo al gran interés que ha mostrado uno de los responsables del Ministerio por la situación de los hispanistas marroquíes, quien ha permitido abrir un diálogo con los manifestantes acerca de la cuestión lingüística en Marruecos, poniendo de relieve la desigualdad de oportunidades entre el español, el inglés y el francés que ocupan una privilegiada situación en la educación pública marroquí. Las palabras de este responsable no fueron para nada prometedoras, pero han dejado de traslucir un horizonte de esperanza, al afirmar que hará todo lo que se pueda hacer para integrar el español en las próximas oposiciones, pero poniendo énfasis en el hecho de que esto dependerá de si hay o no necesidad de profesores del español a nivel nacional. Además, ha propugnado la pluralidad lingüística en Marruecos, y ha apuntado al hecho de que las causas del retroceso del español en la educación pública marroquí requiere un estudio analítico de la situación. Finalmente, pidió a los hispanistas escribir una carta en la que hagan constar sus reivindicaciones y entregársela.

¿Qué acciones deberían contemplarse para sacar adelante soluciones urgentes a esta espinosa cuestión? ¿Qué otra alternativa tomarían los hispanistas marroquíes si se volviera a excluir el español de las próximas oposiciones? Algunos que han perdido toda esperanza en el español se están preparando a la primaria o al deporte, pero otros, no obstante, siguen esperando ansiosamente la integración de su especialidad en las próximas oposiciones.

   

Precaria situación del idioma español en el sistema educativo de Marruecos
Comentarios