Garantizar los derechos de todas las personas, un buen deseo para esta Navidad

Dibujo de J. Bosco, de Brasil, para la Navidad con humor.
Dibujo de J. Bosco, de Brasil, para la Navidad con humor.

"Toda persona tiene derecho a un nivel de vida que asegure la salud y el bienestar, y en especial la alimentación, el vestido, la vivienda, la asistencia médica..."

Garantizar los derechos de todas las personas, un buen deseo para esta Navidad

Estamos en Navidad. Para mi son fechas de nostalgia de las navidades de mi infancia y llenas de recuerdos de los que ya no están. Pero las vivo con la ilusión de quienes tenemos niños, que son los que mantienen en la mente de los adultos o al menos en la mía, la magia de estas fiestas.

Aunque también las vivo con la tristeza y la indignación que invaden mi mente, al pensar en la situación económica y social de muchas familias, donde no se encenderán las luces de la navidad, ya que tan siquiera pueden mantener su casa caliente porque no disponen de recursos económicos para ello. Sin embargo el nuevo año nos traerá una nueva subida de la tarifa eléctrica, la cuarta en un año.

Pienso en aquellos que no pueden destinar una parte de sus ingresos a tener una cena especial en nochebuena,  pienso en esos que tampoco pueden cenar otras noches. Situación que se torna mas grave, cuando hay pequeños a los que cuidar, y a los que la merma de recursos de sus padres impide garantizar una adecuada alimentación.  ¿A dónde se está marchando el bienestar social que teníamos, que habíamos conquistado?.

No se me olvidan esos abuelos, pensionistas, que después de toda una vida trabajando, deberían disfrutar de sus años de jubilación, pero que en un gesto de absoluta generosidad y amor, están dando cobijo a esos hijos han pasado a engrosar esas terribles cifras del paro con las que nos levantamos cada mañana, quienes preguntándose aún que es lo que ha ocurrido, han pasado a depender económicamente de sus mayores para comer, para vestir, en fin...para vivir.

¿Dónde estarían estas familias  si no fuese por los abuelos? Abuelos que como todos los padres, se sacrifican por los suyos y especialmente  por sus nietos. Abuelos que se están privando entre otras cosas, de retirar algunos de sus medicamentos por los que ahora han de pagar a causa de una norma del actual gobierno, y que son necesarios para su salud. De esta manera no gastan y dedican ese dinero a dar de comer, vestir a sus nietos, pagarles el material escolar o ayudar a pagar el comedor del colegio. Dinero que a algunos les parece poco, pero que para otros es mucho.

No se me olvidan los excluidos de la sanidad pública, muchos son personas inmigrantes en situación irregular viviendo en nuestro país, con nosotros, lejos de sus familias, son personas a las que el ya tristemente conocido Real Decreto-Ley 16/2012 ha limitado su derecho a la salud.

Algunos limpian sus conciencias, creyendo o haciéndonos creer que todo esto se soluciona con la beneficiencia, con la limosna, y no es así. En épocas de crisis económicas y financieras debe ser un gobierno con un líder justo, responsable, un líder de verdad al frente, quien proteja los derechos de todos los ciudadanos, es de justicia garantizar nuestros derechos frente a las adversidades. Esto hoy no está ocurriendo y esta crisis no debe ser la disculpa para implementar políticas de austeridad que perjudican a la mayoría. No lo permitamos. Basta ya de velar por los intereses de unos pocos.

En la Declaración Universal de los Derechos Humanos, se reconoce que “toda persona tiene derecho a un nivel de vida adecuado que asegure, así como a su familia, la salud y el bienestar, y en especial la alimentación, el vestido, la vivienda, la asistencia médica y los servicios sociales necesarios”

Gracias a ti, y a todas y todos los que habéis emprendido un combate para que no se pierdan nuestros derechos y lucháis  por recuperar los ya perdidos.

I have a dream”, dijo Martín Luther King. Yo también tengo un sueño, cierro los ojos y pienso en un mundo donde se respeten los derechos de las personas, un mundo justo, solidario, es tiempo de un mundo donde el amor y la paz sean las estrellas a las que mirar. Ese es mi deseo en esta Navidad.

Garantizar los derechos de todas las personas, un buen deseo para esta Navidad
Comentarios