Buscar

MUNDIARIO

La Fiscalía alemana asegura tener pruebas de que Madeleine McCann está muerta

La investigación sigue en curso, por lo que muchos detalles se mantiene ocultos, pero el portavoz de la fiscalía ha asegurado que cuentan con un testigo clave que estuvo involucrado directa o indirectamente con la desaparición de la niña.
La Fiscalía alemana asegura tener pruebas de que Madeleine McCann está muerta
Madeleine McCann. / Policía británica.
Madeleine McCann. / Policía británica.

Las autoridades alemanas lanzaron un bombazo meses atrás al decidir tomar parte en el caso McCann. Hablamos del caso que involucra la extraña desaparición de la pequeña Madeleine McCann en mayo de 2007, uno que dio la vuelta al mundo y que causó un incómodo incidente entre Reino Unido y Portugal, cuyas autoridades no lograron arrojar luz sobre lo sucedido con la niña desaparecida del complejo turístico en el que veraneaba con sus padres y hermanos mellizos.

Ahora el portavoz de la Fiscalía de Braunschweig, Hans Christian Wolters, ha ofrecido unas declaraciones que dejan saber que el caso estaría por cerrarse. "¿Tiene usted pruebas materiales de que Madeleine está muerta?", le preguntó una presentadora mientras era entrevistado para la cadena de televisión portuguesa RTP. Este respondió un simple "si". "¿La tiene?", repitió una incrédula presentadora. "Sí", confirma el fiscal. "Perdone que insista, pero ¿qué prueba tiene de que la niña está muerta? ¿Tiene usted un vídeo?", insiste la mujer. En ese punto, Wolters se cierra en banda y prefiere no seguir hablando ya que como explicó, la investigación seguía en curso. 

La Fiscalía alemana mantiene como sospechoso del secuestro y asesinato de McCann al recluso Christian Brückner. Este se mantiene en prisión gracias a la denuncia de una joven irlandesa que fue violada por él en 2004, justamente en el Algarve, mismo lugar en que desapareció la niña hace años. 

La mujer había presentado una denuncia justo después de que ocurriera la violación, pero no llegó a nada hasta este junio, cuando ella se encontró con la foto del sospechoso de la desaparición de Madeleine. Resultó ser el mismo hombre que había abuso de ella tantos años atrás. Tanto este caso, como una nueva acusación de abuso contra una niña de 10 años también en el Algarve y en 2017, impedirán que el recluso salga de prisión pronto, donde el pedófilo de 43 años se mantendrá un tiempo más.

Las autoridades aseguran tener un testigo del caso, que de forma voluntaria o involuntaria habría ayudado a Brückner con la desaparición de McCann. "Todo lo que puedo decir es que esto es como un rompecabezas y hay muchas piezas que nos llevan a creer que Christian B. es el responsable", señaló el fiscal a la televisión portuguesa.

Hasta ahora, los fiscales han recopilado pruebas en diferentes sitios donde estuvo el pedófilo viviendo en Portugal hasta el año en que Madeleine desapareció. El caso ha logrado que saliera a la luz una carta encontrada por un miembro del equipo de mantenimiento de los apartamentos en 2014. Entonces fue entregada a las autoridades, pero no llegó a nada. Y en ella afirman que Madeleine había sido arrojada al agua en lago Barragem da Bravura, que se encuentra en un parque natural a 25 kilómetros al norte de donde fue vista por última vez. @mundiario