El fantasma de la violencia persiste en Latinoamérica, la región donde asesinan a más ecologistas

Muerte ecologistas. / elconfidencial.com
Muerte y ecologismo. / elconfidencial.com

El presidente de la Federación Ecologista de Costa Rica hizo unas fuertes declaraciones sobre el riesgo que corren los ecologistas en América Latina en la lucha por salvar la naturaleza.

El fantasma de la violencia persiste en Latinoamérica, la región donde asesinan a más ecologistas

Mauricio Álvarez, presidente de la Federación Ecologista de Costa Rica, afirmó que América Latina "es la región del mundo donde más ecologistas se matan y más problemas y tensiones existen con los recursos naturales", explicó. Durante una entrevista, el ecologista explicó que debido a la constante pelea con empresas que utilizan los recursos naturales de los países, alrededor de "cinco o seis ecologistas son asesinados por proyecto en la región".

Aunque hizo fuertes declaraciones en contra de los proyectos hidroeléctricos y petroleros aclara que los "ecologistas son asesinados por determinados intereses no formalmente asociados a los proyectos. No estamos acusando a las empresas directamente, pero sí a los intereses asociados a determinados proyectos", aseveró.

"Cinco o seis ecologistas son asesinados por proyecto en la región", dijo el ecologista Mauricio Álvarez.

Según el último informe presentado por Global Witness, se reveló que entre 2002 y 2013 se produjeron al menos 908 muertes en todo el mundo de defensores del medio ambiente y el derecho a la tierra. En este informe también resalta que el 80% de las muertes correspondieron a América Latina. No obstante, cifras como las de Honduras son alarmantes, según Álvares en los últimos años más de cien activistas fueron asesinados en este país centroamericano.

Entre otras cosas, Álvarez también explicó que las personas dependen directamente de los recursos naturales por lo que el "desarrollo" consiste en sacar a las comunidades de sus territorios y "explotar la Naturaleza sin límites (...) es un ciclo vicioso donde se expulsa a la gente pero no se les integra al mercado porque son muy pobres y siguen dependiendo del agua y de la leña porque no pueden pagar la electricidad. Son comunidades indígenas que tienen otra concepción de consumo".

Además, el reconocido ecologista propuso que una de las maneras para proponer el desarrollo de poblaciones sería buscar "experiencias micro" que es la más necesitada en vez de las grandes infraestructuras para resolver los problemas.

El fantasma de la violencia persiste en Latinoamérica, la región donde asesinan a más ecologistas
Comentarios