El error de Eduardo Punset, impulsor de Foro, fue ir veinte años por delante

Eduardo Punset.
Los inicios de esta crisis en España hay que buscarlos muy atrás, quizás en haberle dado la espalda a movimientos como Foro en los años 90, que preveían lo que iba a pasar si no se cambiaba el rumbo.
El error de Eduardo Punset, impulsor de Foro, fue ir veinte años por delante

Eduard Punset

Eduardo Punset / Rosa Jiménez Cano via Compfight

Aun no habían nacido mis jóvenes amigos con los que compartí el café una mañana soleada, a finales de invierno en las terrazas de La Marina, en A Coruña, cuando Eduardo Punset, un político catalán de la desaparecida UCD, consiguió captar la atención de un nutrido grupo de políticos locales en el Hotel Finisterre de dicha ciudad: “Yo todo mi dinero me lo gasto en mujeres”, dijo,  y aunque aclaró a continuación que era con su mujer y sus tres hijas, consiguió que los españolitos puritanos de los 80, apenas aprobada la ley del divorcio, le prestaran atención. Eran tácticas novedosas en España y totalmente al uso en Francia,  Inglaterra o EE UU, en donde había vivido.

Pasan los años y me lo encuentro un día “de copas” por A Coruña, siempre rodeado de mujeres. Su personalidad es cautivadora y siempre me pregunté como alguien que a simple vista no destaca,  puede hacer en 5 minutos que te parezca el más fascinante de los hombres. Su planteamiento de la política, como una faceta de la vida, era totalmente novedoso. Fue el inicio de una amistad de la que los grandes favorecidos han sido mis hijos.

Corrían los años 90 y todavía éramos muy jóvenes o quizás nos sentíamos muy jóvenes , aun después de unos cuantos sonados fracasos. Eduardo nos repetía quelas soluciones a los problemas son lógicas, no ideológicas” y a ello nos íbamos a dedicar.

Habiamos empezado bajo su batuta con Foro,un movimiento que se pretendía de reflexión y cuyos trabajos deberían ser compartidos con todos los partidos políticos y entes civiles para un mayor progreso social; dentro de la organizacion también estaba la facción política. Eramos tres hombres y tres mujeres cuando no había ninguna ley de igualdad ni cuotas. Y el primer trabajo fue un estudio de Douglas Rae y Victoriano Ramirez sobre el sistema electoral español y la necesidad de cambiarlo.

En un artículo de El País se hace referencia a dos frases de Eduardo que resumen un dictamen de los fallos de sistema español y que el tiempo ha dado por exactos:

"Un Gobierno que controla más del 50% del producto tiene tal capacidad intimidatorÍa que no es posible que los ciudadanos sean libres". Con esta frase lapidaria presentó ayer el europarlamentarío, ex ministro y antiguo militante del CDS, Eduardo Punset, una nueva plataforma de debate, Foro, que agrupa a varios centenares de profesionales, cuestiona "la manera convencional de hacer política" y no descarta una futura concurrencia electoral.

> Las preocupaciones de Foro se mueven entre la amenaza a las libertades individuales y la burocratización del sistema político actual. "No es posible el escándalo de que gente del mundo del conocimiento lo decida todo en nuestras vidas y esté ausente de la reflexión política" dice Punset y añade: "¿Qué pintan los partidos en las cajas de ahorros, en los medios de comunicación, en tantas instituciones? Hay que rescatar poderes que están secuestrados por los partidos a la sociedad".

La Galicia de los tiempos de Foro

En Galicia, Foro parecía que  arrancaba con fuerza y más de 60 personas pagaban cada uno 5.000 pesetas para asistir a una cena con él en el Hotel Riazor. Me preocupaba porque la gente atendía, pero parecía no entender. Mi vida seguía  paralela pero la política lo dominaba todo… Podíamos sentir que el cambio estaba al alcance de la mano, solo era preciso un esfuerzo más para que hubiera un despertar colectivo, pero no fue así y yo me prometí que no volvería a la política, solo trabajaría para que en mi entorno inmediato las cosas fueran un poco mejor. Lo que nunca imaginé fue como simplemente diciendo lo que no compartía y razonándolo, la gente de pocas luces, los que nos han ganado la partida, pueden sentirse amenazados e ir directamente a nuestra yugular.

A veces me he preguntado qué influencia ha tenido Eduardo Punset en mis hijos en general y en su ahijado  en particular: mi tercer hijo, de 26 años, ingeniero industrial, en el último curso de Físicas con varias matrículas de honor, un año en un equipo de investigacion y guitarra eléctrica de un grupo heavy, además de participante en el movimiento 15-M y candidato a seguir a su hermano en la emigración. Siendo muy diferentes los tres, coinciden en partes fundamentales. Que parte de su enfoque de los problemas, su esfuerzo y brillantez intelectual se le debe al ejemplo del padrino del pequeñajo, y que parte a sus padres, su herencia biológica o su entorno.

A veces me he preguntado donde habríamos estado como país de seguir las pautas de Punset. Si el error fue ir demasiado adelantados en un país acomodado a un ritmo caribeño más que a la agilidad de la innovación, la frescura de la ciencia o la pasión por conseguir una meta. A veces me he preguntado qué papel ha tenido la prensa . El apoyo a Foro fue casi nulo. Empezaban las subvenciones en forma de publicidad, (o su ausencia), de los grandes partidos, para tener amordazado al llamado cuarto poder.

De Foro apenas ha quedado un poso en la sociedad, pero nos ha cambiado la vida a los que participamos. A mi me queda el regusto del fracaso pero también de haberlo intentado y conocer una de las personalidades más fascinantes de la actualidad, compartiendo el pódium  en mi vida con Manuel Elkin Patarroyo Murillo y mi abuela paterna Manuela Sanchez Cortés. Pero ellos requieren toda una página que algún día amenazo con contaros.

El error de Eduardo Punset, impulsor de Foro, fue ir veinte años por delante
Comentarios