El colaborador de MUNDIARIO Adel Fartakh publica 'Cuentos selectos de Mohamed Zefzaf'

El colaborador de MUNIDIARIO Adel Fartakh publica su libro “Cuentos selectos de Mohamed Zefzaf”.
El nuevo libro de Adel Fartakh.
Zefcaf es uno de los más importantes escritores marroquíes, ocupó un destacado lugar en el panorama literario árabe y marroquí, cultivó el relato, la novela y la traducción de la poesía y el teatro.
El colaborador de MUNDIARIO Adel Fartakh publica 'Cuentos selectos de Mohamed Zefzaf'

'Cuentos selectos de Mohamed Zefzaf', es el título del nuevo libro de Adel Fartakh, profesor de la Escuela Superior de Tecnología de la Universidad Hassan II de Casablanca, doctor en Filología Hispánica por la Universidad de Granada y colaborador de MUNDIARIO.

"Un día decidí fijarme un gran reto, que fue dedicar un estudio al cuento realista marroquí. Se sabe que la narrativa breve marroquí no encontró la justa consideración por parte de los intelectuales árabes y occidentales. La complejidad y la evolución de la narrativa breve marroquí, no obstante su aparición tardía en Marruecos con respecto al escenario mediterráneo, despertó en mi ánimo mucha curiosidad. Este tipo de cuento es multifacético por lo tanto tuve que decidir por dónde empezar: eligiendo seis cuentos del autor Mohamed Zefzaf", explica el autor a MUNDIARIO.

Según Adel Fartakh, ese tipo de cuentística habría podido tener la función de difundir la literatura a un público más amplio. Siendo cuentos breves, eran más asequibles a un mayor número de personas, incluso gente que apenas sabía leer. Pero el contexto socio-cultural no jugó a favor de este género literario, que tuvo dificultades para cumplir sus primeros pasos en el mundo de la literatura. El inmovilismo literario y una sociedad “escayolada” por poderes socio-religiosos, no permitieron que se produjera el adecuado alimento para desarrollarse en condiciones. La traducción al español tenía el intento de aportar algo que pudiera ayudar a entender ese periodo histórico y encontrar puntos comunes, entre dos culturas que son al mismo tiempo cercanas y lejanas.

"Elegí seis cuentos y son seis las letras que componen el apellido del autor Z E F Z A F , muy diferentes entre ellos por temática y ambientación para poder dar una visión más completa que hiciera resaltar la complejidad del tema. Los cuentos que elegí son: El árbol sagrado, Proceso de reconocimiento, El último encuentro, El pozo de los serpientes y La Romería y La vendedora de rosas", indica Fartakh.

Para este autor, resulta interesante recordar como ese tipo de cuentistica ha cumplido un recorrido intenso, envolviendo del realismo, al surrealismo, al cuento fantástico. "Sería interesante -propone- hacer una comparación con el realismo mágico de sur América o con el surrealismo de Jodorowsky, en donde en el primer caso, como en estos cuentos, aparecen elementos “mágicos” dentro de una narración realista, con el segundo hay varios puntos comunes que aclarar".

Este tipo de género narrativo de difícil interpretación estaba dirigido a quien realmente podía llegar a entender los mensajes entre líneas, empezando por el marco realista en que se expresaban todas las incertidumbres, hasta el cuento marcadamente fantástico, que ponía problemáticas más existenciales. "En ambos casos el aliño es lo mágico", resume este profesor y colaborador de MUNDIARIO, cuyo estudio ca camino de ser el comienzo de un trabajo más detallado y completo, que considerará las distintas etapas de este género literario.

¿Quién es Mohamed Zefcaf?

Mohamed Zefcaf  (1942-2001) es uno de los importantes escritores marroquíes, ocupó un destacado lugar en el panorama literario árabe y marroquí, cultivó el relato, la novela y la traducción de la poesía y el teatro. Este puesto es un magnífico logro, si tomamos en cuenta las circunstancias y las características de la época en la que vivió. Es también uno de entre otros de escritores marroquíes que consiguieron la universalidad sin proponérselo; muchas de sus obras fueron traducidas a varios idiomas y fueron también tema de estudio y análisis en las grandes universidades internacionales, alcanzando con su creación una verdadera literatura y una metáfora de la cruda realidad con sus roturas y aspiraciones.

Zefcaf se hizo famoso por el apodo del Bohemio, por excelencia, según su filosofía que no prestaba gran interés a las apariencias, a su simple modo de vida, vestimenta y comida. También su literatura fue calificada por muchos con el apelativo de literatura marginal, que refleja su origen del suburbio Suq Arbiaa el Gharb, uno de los barrios de bajos fondos de Kenitra, antes de que se traslade a un centro urbano de Casablanca, la ciudad que le acogió, porque los mundos profundos de esta ciudad ¨ogra¨, según su célebre expresión, le inspiraron temas para el conjunto de su narrativa. Escribió sobre los marginados, los humildes y los débiles, a los que convirtió en sus personajes principales a pesar de las deformaciones que les caracterizan. Procuró a través de ellos desvelar la realidad de la injusticia social y política, y destapar la explotación y la marginación con osadía y alta técnica, diferenciándose de los textos narrativos marroquíes que existían entonces y que se centraban en la clase media. Pero él concedió a Kenitra también bastante espacio y protagonismo en su obra, aprovechando estéticamente sus singulares mundos en la elaboración de su obra, al hilo de Mohamed Chukri con su Tánger y de Dris El Khouri con su Casablanca.

El escritor Mohamed Zefcaf consiguió otorgar a la escritura el valor artístico que le corresponde. No sacrificó el arte, sino que apostó por dar a conocer y difundir su mensaje de protesta y humanitario con un destacado matiz artéstico, prueba de ello es la acogida que tuvo su obra en general y el éxito cosechado por sus relatos y novelas, evitando el discurso directo, la carga ideológica, garantizando para la innovación en la lengua, la técnica, el estilo y la visión, lo que significa que la ¨escritura¨ fue su preocupación también, precisamente en su ¨Bocas anchas¨, sin olvidar la presencia de temas existenciales subjetivos donde destacan en particular los temas de la muerte y la angustia.

El colaborador de MUNDIARIO Adel Fartakh publica 'Cuentos selectos de Mohamed Zefzaf'
Comentarios