Buscar

MUNDIARIO

Doña Letizia, la mejor aliada de Felipe VI

La reina ha dejado el segundo plano en la política de su esposo para pasar a presidir dos eventos tradicionalmente llevados por el Rey, que por asuntos independentistas, no ha podido asistir. Dejando que Letizia tome uno de los papeles más relevantes en los últimos tres años de reinado.

Doña Letizia, la mejor aliada de Felipe VI
Letizia, reina consorte de España; y Felipe VI, rey de España. / RR SS.
Letizia, reina consorte de España; y Felipe VI, rey de España. / RR SS.

Firma

Valeria M. Rivera Rosas

Valeria M. Rivera Rosas

La autora, VALERIA M. RIVERA ROSAS, escribe en MUNDIARIO, donde fue coordinadora general. Es licenciada en Comunicación Social, mención Periodismo Impreso. Graduada de la Universidad Privada Dr. Rafael Belloso Chacín de Venezuela. @mundiario

Desde que Felipe VI asumiera el trono como Rey de España, hemos sido testigos de cómo la Casa Real ha querido potenciar su imagen y dejar que sea él quien deslumbre, plagando su agenda de actos y eventos, evitando que Doña Letizia, reina consorte de España, tome algún papel relevante dentro de la política española, limitándola el puesto de esposa y madre.

Hace unos meses, mencionamos este hecho cuando ocurrieron los atentados en Barcelona y vimos que Felipe VI cumplía su papel de jefe de Estado a la perfección, mientras, fue patente y comentada la ausencia de la reina. A esta polémica, la Casa Real respondió que la aludida no estaba obligada a asistir a ese tipo de actos y en cambio, sí estuvo presente al momento de visitar a las víctimas.

Todo esto ha sido una gran campaña para que Don Felipe sea el relevante y la gran cabeza visible de la Casa Real, y los medios son una cuestión determinante en todo esto. Pero inevitablemente, son las mujeres quienes suelen protagonizar este tipo de apartados en donde los grandes periódicos internacionales y nacionales prefieren mencionar el traje de la reina, su comportamiento, cabello, modales… dejando de un lado el papel de los hombres.

Pero estas semanas, hemos sido testigos de la reaparición de la reina como representante de la Casa Real y por lo tanto, del Rey. Debido al desafío independentista de Cataluña, Don Felipe ha centrado toda su atención en el aspecto político de su país y ha tenido que evitar asistir a distintos eventos. Aquí es cuando vemos la gran confianza que el Rey tiene en su mujer y le cede a ella todo el protagonismo para que presida los eventos en su nombre.

Por ejemplo, el pasado 26 la pareja debía acudir a los premios Premios Mariano de Cavia, Luca de Tena y Mingote que otorga la Abc. El Rey faltó por los asuntos que ya mencionamos, en cambio, Letizia llegó con un mono color burdeos diseñado por Angel Schlesser que conquistó a los presentes e hizo el papel de Reina consorte para el que se ha preparado.

 

Con un estudiado manejo de oratoria, la reina saludó a los galardonados: al cineasta José Luis Garci, al periodista Cristián Zegers y al dibujante Andrés Rábago; para luego extender “todo el afecto” y las disculpas del Rey por no poder asistir al evento. Resulta interesante que al evento no solo hayan asistido miembros del espectáculo, sino personajes políticos como los ministros de Justicia, Rafael Catalá, de Asuntos Exteriores, Alfonso Dastis, y de Agricultura, Isabel García Tejerina, además del expresidente de Colombia Andrés Pastrana, Alfonso Martínez de Irujo, Duque de Híjar, o la baronesa Thyssen.

Ahora, queda por ver si la Reina llegará a eclipsar a Don Felipe. Como ya dijimos, la prensa enloquece con las reinas y princesas, para muestra, tenemos a Máxima de Holanda, Kate, Duquesa de Cambridge, la icónica Diana de Gales o Mary de Dinamarca. El pasado lunes, la Reina protagonizó un segundo evento en solitario en donde asistió a los Premios Rey Jaume I, que reconocen la labor científica. También, por segunda vez inició expresando que al Rey “le hubiera gustado estar presente” para seguidamente continuar con un discurso bien estudiado.

Antes de esto, la reina solo se había dedicado a ser madre, presentarse al lado del Rey y ocuparse de las labores sociales que le corresponden. Pero parece ser, que tal como Doña Sofía, la reina está dispuesta a asumir cualquier papel que le toque para poder ayudar a su esposo. @mundiario