La crisis económica de Venezuela aumenta los casos de desnutrición severa

Niña venezolana desnutrida. / elcorreodelorinoco.com
Niña venezolana desnutrida. / elcorreodelorinoco.com

La promesa de Nicolás Maduro de acabar con la desnutrición y la pobreza no sólo no se han cumplido sino que han empeorado. Maduro no da cifras desde 2013.

La crisis económica de Venezuela aumenta los casos de desnutrición severa

La crisis económica de Venezuela sigue llevándose por delante todo lo que se encuentra a su paso. Las útimas estadísticas de desnutrición severa, especialmente en niños, le han abierto un nuevo frente a Nicolás Maduro, quien prometió en 2013 que acabaría con la desnutrición y la pobreza extrema. El presidente ha huído a su falta de palabra y desde el año en que asumió como presidente tras la muerte de Hugo Chávez, se ha negado a dar estadísticas sobre los afectados de las dos causas que juró combatir.

De acuerdo al Fondo para la Infancia de las Naciones Unidas (UNICEF), para 2013 un 3.4% de niños venezolanos sufría de desnutrición severa. "La cifra se ha elevado. Creemos que el incremento obedece a la crisis del país", revela la doctora Ingrid Soto, quien trabaja en el Hospital José Manuel de los Ríos atendiendo a varios niños que llegan con esas condiciones. Soto estima que este problema se disparó en algún punto entre 2012 y 2013, justo cuando la crisis económica empezó a sentirse con más fuerza.

Para el año en que Chávez falleció y dejó su trono a un expiloto de autobús, la desnutrición se encontraba en un 5%. Para el año 2015, el Instituto Nacional de Estadística confirmó que el índice iba ya por el 9.5%. La crisis económica, esa misma que el chavismo acusa de ser una conspiración del imperio y de la derecha, ha hecho que los habitantes del país caribeño reduzcan en un 90% su compra y consumo de alimentos. De acuerdo a la Universidad Católica Andrés Bello, uno de cada 10 venezolanos comió dos o menos veces durante el día en el último año.

Lo alarmante del caso es que los medicamentos para tratar la desnutrición escasean casi al mismo punto que los alimentos. Alfaré y Althéra, fórmulas lácteas con las que los hospitales tratan a los bebés desnutridos, se encuentran disponibles sólo en algunos hospitales y en cantidades insuficientes.

Ban Ki-Moon, secretario general de la ONU, ya ofreció su ayuda a la república bolivariana ante la crisis humanitaria del país. Como no podía ser de otra forma, el chavismo hizo gala de sus dudosas virtudes y la rechazó asegurando que no había tal crisis. "Tenemos problemas, pero no estamos en una crisis humanitaria", dijo Rafael Ramírez, embajador del país caribeño en la ONU.

La crisis económica en Venezuela ha forzado a las familias a vivir de mangos, yuca y platanos ante la imposibilidad de comprar alimentos más saludables y nutritivos como la carne, cereales y lácteos. Una familia necesita de al menos seis salarios mínimos para comprarse los insumos necesarios para huir de aquella llamada Dieta de Maduro. "La dieta de Maduro te pone más duro sin necesidad de Viagra", dijo Maduro hace unos días, burlándose de quienes, a diferencia suya, no viven en una casa lujosa donde todo se lo pagan los demás.

La crisis económica ha dejado a los venezolanos con las estanterías vacías y hay quienes dicen que ya no se compra lo que se quiere sino lo que hay. El presidente ha decretado hasta cuatro estados de excepción y de emergencia económica como remedio a la crisis. Como todo lo que ha hecho desde que llegó a la presidencia, estas medidas de Maduro no han servido para nada.@hmorales_gt

La crisis económica de Venezuela aumenta los casos de desnutrición severa
Comentarios