Científicos logran evaluar los patógenos de la malaria bajo un microscopio de rayos X

Niño con la enfermedad de Malaria. / El Mundo.
Niño con la enfermedad de Malaria. / El Mundo.
El hallazgo podría contribuir a mejorar las estrategias de tratamiento y medicamentos.
Científicos logran evaluar los patógenos de la malaria bajo un microscopio de rayos X

La malaria es una de las enfermedades infecciosas más amenazantes del mundo. Un equipo internacional ha podido investigar los agentes patógenos de la malaria en los glóbulos rojos in vivo utilizando el microscopio de rayos X BESSY II y las fuentes de sincrotrón ALBA y ESRF. Los estudios revelan los mecanismos utilizados por las sustancias activas para atacar al patógeno. Esto podría contribuir a mejorar las estrategias de tratamiento y los medicamentos.

Alrededor del 40 por ciento de la humanidad vive en regiones afectadas por la malaria, alrededor de 200 millones de personas contraen la enfermedad cada año y, como resultado, aproximadamente 600,000 personas mueren. Los mosquitos anófeles que transmiten los agentes patógenos de la malaria se están propagando debido al cambio climático. Estos patógenos son organismos unicelulares (plasmodios) que se asientan dentro de los glóbulos rojos de sus huéspedes y metabolizan la hemoglobina allí para crecer y multiplicarse.

La principal vía para tratar la enfermedad es el tratamiento con compuestos activos de la familia de las quinolinas y, más recientemente, de la familia de la artemisinina. Sin embargo, la forma exacta en que los compuestos activos mantienen la plasmodia patógena bajo control hasta ahora ha sido objeto de controversia.

Una tesis se relaciona con el proceso digestivo de la plasmodia patógena. La investigación ha demostrado que los plasmodios almacenan grandes cantidades de hemoglobina en su vacuola digestiva, un orgánulo que se asemeja a una bolsa. Esto libera moléculas de hemozoína que contienen hierro que el plasmodio no puede tolerar. Los plasmodios logran cristalizar estas moléculas de hemozoína tóxica para que ya no puedan envenenarlas. La idea era que los compuestos activos podrían prevenir la formación de cristales de hemozoína y así boicotear el proceso de desintoxicación de la plasmodia.

Un equipo dirigido por Sergey Kapishnikov de la Universidad de Copenhague y el Instituto de Ciencia Weizmann en Rehovot, Israel, junto con colegas daneses, españoles, franceses y de Berlín, ha investigado este proceso en células sanguíneas infectadas por primera vez. Las células sanguíneas se infectaron con el patógeno de la malaria Plasmodium falciparum y luego se mezclaron con diferentes concentraciones de bromoquina de la familia de las quinolinas.

Los patógenos de la malaria en las células sanguíneas solo pueden examinarse in vivo y en su entorno natural utilizando microscopía de rayos X en fuentes sincrotrónicas. Otros métodos de investigación, como la microscopía electrónica, requieren que los patógenos se sequen y se corten en rodajas ultrafinas.

En BESSY II, Stephan Werner y Peter Guttmann junto con Sergey Kapishnikov pudieron examinar las muestras mediante microscopía de rayos X. "Las muestras de sangre se congelan rápidamente para el examen para que podamos observar los patógenos in vivo y también producir imágenes de tomografía de rayos X tridimensionales", explica Guttmann. Se llevaron a cabo más estudios de microscopía de rayos X en la fuente de luz sincrotrón ALBA en Barcelona.

La espectromicroscopía de fluorescencia en el Centro Europeo de Radiación Sincrotrón ESRF en Grenoble permitió mapear la distribución de elementos en las células sanguíneas. Cuando se combina con la estructura celular revelada por las imágenes tridimensionales de rayos X, la distribución de la bromoquina y su modo de acción podrían interpretarse con precisión. "Vemos en nuestras imágenes que la bromoquina se acumula en la superficie de los cristales de hemozoína. Esto debería conducir a la inhibición del crecimiento de los cristales y así interrumpir el proceso de desintoxicación por parte de los parásitos plasmodia", explica Kapishnikov.

Estas investigaciones también pueden extenderse a otros grupos de medicamentos como la artemisinina y proporcionar información valiosa para el diseño de tratamientos más eficaces contra la malaria.   @mundiario

 

 

Científicos logran evaluar los patógenos de la malaria bajo un microscopio de rayos X
Comentarios