Buscar

MUNDIARIO

Científicos encuentran una antigua selva tropical en la Antártida

Durante el Cretácico el Polo Sur estuvo libre de hielo.
Científicos encuentran una antigua selva tropical en la Antártida
La Antártida hace 90 millones de años. / Nature.
La Antártida hace 90 millones de años. / Nature.

Firma

Valeria M. Rivera Rosas

Valeria M. Rivera Rosas

La autora, VALERIA M. RIVERA ROSAS, escribe en MUNDIARIO, donde fue coordinadora general. Es licenciada en Comunicación Social, mención Periodismo Impreso. Graduada de la Universidad Privada Dr. Rafael Belloso Chacín de Venezuela. @mundiario

Un equipo científico conformado por expertos de Reino Unido y Alemania ha revelado el descubrimiento de una selva tropical que data del Cretácico y se encuentra muy cerca del Polo Sur. La antigua selva podría tener hasta 90 millones de años y resulta revelador constatar que lo que hoy es un continente helado hace siglos fue un sitio realmente cálido.

La investigació ha sido publicado en Nature, donde los expertos señalan el hallazgo de raíces, polen y esporas en perfecto estado de conservación. Esto demuestra que el mundo era muy diferente entonces, con una selva similar a las que pueden encontrarse actualmente en países como Nueva Zelanda en un lugar sumamente frío en la actualidad.

El Cretácico medio es conocido por dos razones: ser la época en donde los dinosaurios dominaron la Tierra y ser el tiempo más caluroso del que se tiene constancia. Los niveles del mar se estima que eran 170 metros más altos que en la actualidad y se cree que en los trópicos la temperatura alcanzaba los 35 grados.

La existencia de la selva tropical se ha conocido gracias a la extracción en 2017 de un núcleo de sedimentos procedente del fondo marino junto al glaciar Pine Island, en la Antártida Occidental.

Los expertos escanearon el núcleo, donde hallaron una interesante red de raíces que se extendía por todo el suelo. A los científicos les llamó la antención que estuviera tan bien conservado e incluso se encontraran restos de plantas con flores, polen y esporas.

El paleoecólogo Ulrich Salzmann de la Universidad de Northumbria se encargó reconstruir el paisaje del pasado por medio del polen y las esporas encontradas. "Resultó particularmente fascinante ver el polen fósil y otros restos de plantas tan bien conservados en un sedimento depositado hace unos 90 millones de años cerca del Polo Sur. Los numerosos restos de plantas indican que la costa de la Antártida Occidental era, en aquél entonces, un denso bosque templado y pantanoso, similar a los bosques que se encuentran hoy en Nueva Zelanda", explicó Salzmann.

Los expertos aseguran que entonces existió un clima templado a 800 km del Polo Sur cuya temperatura media era de 12 grados y podía llegar hasta los 19 grados a pesar de que durante cuatro meses al año no disfrutaba de la luz solar. Los investigadores ahora concentran sus esfuerzos en descubrir por qué la zona se enfrió. @mundiario