Científicos desarrollan un análisis de sangre que podría ayudar a detectar el Alzheimer

Prueba de sangre de un laboratorio. Pixabay.
Prueba de sangre de un laboratorio. / Pixabay.

El revolucionario test, firmado por un equipo de expertos internacionales, podría predecir con un 90% de precisión quién podría contraer la terrible enfermedad de la memoria.

Científicos desarrollan un análisis de sangre que podría ayudar a detectar el Alzheimer

Científicos desarrollan un análisis de sangre que podría ayudar a detectar el Alzheimer. El revolucionario test, firmado por un equipo de expertos internacionales, podría predecir con un 90% de precisión quién podría contraer la terrible enfermedad de la memoria.

Quizás también te interese:

 

El estudio, desarrollado por investigadores en Japón y Australia, involucró a 252 australianos y 121 japoneses con edades entre 60 y 90 años, y arrojó un resultado concreto: existe una proteína tóxica conocida como beta amiloide, relacionada con el Alzheimer, capaz de dar señales de alerta de futuros pacientes.

"Tienes que caminar antes de correr. Debes aprender a diagnosticar directamente la enfermedad antes de poder ver el efecto de la intervención terapéutica. Y ahí es donde vendrá el valor real en esta prueba", señaló Colin Masters, profesor en la Universidad de Melbourne.

El informe figura como una increíble herramienta a favor contra este padecimiento que, según cifras de la Organización Mundial de la Salud (OMS), afecta a unas 50 millones de personas a nivel mundial.

En esa línea, Katsuhiko Yanagisawa, uno de los autores del análisis, ha explicado que la mayor ventaja del descubrimiento reside en su poca complejidad. Así, tan solo una prueba de sangre sencilla y barata podría facilitar que las empresas farmacéuticas encuentren suficientes personas con riesgo para probar posibles medicamentos que combatan este mal.

Representación del alzheimer. Twitter

Representación del alzheimer. / Twitter

La relación entre la sangre y el Alzheimer ha sido un tema que ha estado durante un tiempo sobre la mesa. Hace poco un estudio desarrollado por la Facultad de Medicina de la Universidad de Stanford, revelaba que el plasma sanguíneo donado por personas entre 18 y 30 años podía tener increíbles efectos en aquellos pacientes que padecen la enfermedad. 

Según los expertos, las transfusiones de "sangre joven" permite a los pacientes recordar cosas tan aparentemente “simples” como las horas en que deben tomar sus medicamentos, preparar sus propios alimentos y pagar sus facturas. ¿La razón? Sencilla: el plasma juvenil mejora los receptores en las pruebas de capacidad funcional, por lo que funciona como un potente agente para aumentar la capacidad de realizar tareas básicas esenciales para la vida diaria independiente. @mundiario

Científicos desarrollan un análisis de sangre que podría ayudar a detectar el Alzheimer