El caso de Mila y el rechazo al “odio en línea” en Francia

Mila, la joven francesa que vivió ciberacoso. / dw.com
Mila, la joven francesa que vivió ciberacoso. / dw.com
La CNCDH le ha pedido a instancias gubernamentales que eviten manifestaciones de discriminación en las redes
El caso de Mila y el rechazo al “odio en línea” en Francia

No puede seguir habiendo “odio en línea”, esa es la decisión tomada y la orden emitida desde la Comisión Nacional consultiva de los Derechos del Hombre (CNCDH), organismo francés que se ha manifestado para pedir a las instancias gubernamentales la conformación de un ente que se encargue de evitar que se presenten otras situaciones, más adelante, que puedan ser catalogadas como “odio en línea”. La situación presentada con Mila, es un tema que ha encendido las alarmas en Francia y en ese sentido, la CNCDH ha pedido que se evite lo que han denominado el “linchamiento 2.0”.

Quién es Mila

Mila es una joven de 18 años de edad que ha sido acosada a través de canales electrónicos después de haberse expresado en contra del islamismo y haber desatado, con ello, una ola de reclamos y comentarios que degeneraron en acoso contra ella. La situación llegó a tal magnitud que fue preciso llevar el caso a juicio, mediante el cual fueron condenados de 11 jóvenes, siendo que fueron acusados por haber agredido a Mila y haberla obligado incluso a esconderse, temiendo por su vida. Ese es el motivo por el cual tendrán que pagar de 4 a 6 meses de prisión condicional.

Ya instancias judiciales de Francia habían manifestado que era preciso que Twitter les hiciera saber, en un periodo no mayor de dos meses, qué información podía tomarse en cuenta como parte de los hallazgos por medio de los cuales se expresa el “odio en línea”, siendo que se ha usado, la red social, para llevar a cabo acusaciones discriminatorias, de acuerdo con lo que han denunciado Organizaciones No Gubernamentales (ONG) que evitan y condenan actos discriminatorios en la sociedad.

No más racismo ni xenofobia

Sumado a lo anterior, el pasado martes la fiscalía de París hizo saber que estaba llevando adelante una investigación para determinar la responsabilidad acerca de tweets que podían ser catalogados como racistas, tweets que fueron dirigidos a integrantes de selecciones deportivas.

De acuerdo con lo señalado por la CNCDH es indispensable que se evalúen estas maneras de proceder en las redes sociales porque además de que pueden volverse “virales”, pueden afectar “la vida de las personas que las padecen”. La CNCDH ha insistido en que debe haber tolerancia y se debe evitar, en Francia, que se sigan teniendo “prejuicios” sean racistas o de tipo xenófobo.

En ese sentido, la CNCDH ha manifestado que todavía se subestiman los hechos racistas, así como los xenófobos o incluso, antisemitas, es algo que no se puede seguir permitiendo, más cuando se sabe que la mayoría rechaza denunciar el hecho por temor acerca de cómo podría ser catalogada, esa denuncia, por las instancias competentes. La CDCDH insistió en la importancia de “capacitar mejor” a los cuerpos de seguridad e instancias judiciales para que haya justicia en estos casos. @mundiario

El caso de Mila y el rechazo al “odio en línea” en Francia
Comentarios