Bruselas y los ecologistas piden el fin de la pesca de arrastre en las áreas protegidas

Pesca de arrastre. / Oceana
Pesca de arrastre. / Oceana
Grecia ha anunciado que vetará esta técnica en todas sus áreas marinas protegidas en 2030. Es el primer país europeo que asume este compromiso.
Bruselas y los ecologistas piden el fin de la pesca de arrastre en las áreas protegidas

La Comisión Europea y las principales organizaciones ecologistas han puesto en el punto de mira la pesca de arrastre. Sin embargo, ha sido Grecia el primer país europeo en anunciar que vetará esta práctica en todas sus áreas marinas protegidas en 2030  —en el caso de los parques nacionales esa prohibición se adelantará a 2026—.

“Es de sentido común”, dice Enric Sala, fundador de Pristine Seas —una iniciativa de National Geographic dedicada a la protección del medio ambiente—. "No tiene ningún sentido permitir la pesca industrial, y la más agresiva de ellas es la de arrastre de fondo, en las áreas protegidas", añade el investigador.

Vetarla es “la medida más eficaz para la preservación de la biodiversidad marina, la restauración de los ecosistemas marinos y la promoción de prácticas pesqueras sostenibles”, ha explicado el Ejecutivo de Grecia durante la conferencia Our Ocean Conference, que se ha celebrado en Atenas esta semana.

La iniciativa de Grecia ha sido elogiada por Bruselas y diversas organizaciones ecologistas, que han instado a otros países a seguir su ejemplo. Tatiana Nuño, de la ONG Seas At Risk, destaca la importancia de esta acción, especialmente en un momento en el que la coordinación entre los ministerios de medio ambiente y pesca está siendo desafiada en varios países europeos.

El caso de España

Ahora bien, a pesar de este progreso, persisten desafíos significativos. Un informe reciente de varias organizaciones revela que el 90% de las áreas marinas protegidas en la UE aún permiten la pesca de arrastre de fondo. España, en particular, ha sido señalada por su alto nivel de actividad de pesca destructiva en estos enclaves protegidos.

Silvia García, científica marina de Oceana en Europa, enfatiza la urgencia de tomar medidas más estrictas. "España sigue ignorando la normativa vigente permitiendo esta forma de pesca destructiva en áreas marinas protegidas".

"Si quiere cumplir sus objetivos de protección del mar para 2030, España debe prohibir la pesca de arrastre en enclaves protegidos de una vez por todas", concluyó García. @mundiario

Comentarios