¿Se avecina la cura del VIH?: un tercer paciente se libra del virus tras un trasplante de células madre

Prueba de VIH. / RR SS.
Prueba de VIH. / RR SS.

El ‘paciente de Düsseldorf’ lleva cuatro años sin tratamiento antirretroviral ni rastros del virus.

¿Se avecina la cura del VIH?: un tercer paciente se libra del virus tras un trasplante de células madre

Un paciente de Düsseldorf (Alemania), de 53 años, es el tercer caso en el mundo en conseguir una remisión de la infección por el virus de la inmunodeficiencia humana (VIH). Lo logró después de haber recibido un trasplante de médula ósea –donde se encuentran las células madre– de un donante con una mutación que impide al virus penetrar en las células. A raíz de ello, lleva ya cuatro años sin tratamiento antirretroviral ni rastro del virus.

El caso, que ha sido estudiado por el consorcio IciStem y publicado por la revista Nature, es el tercero en el mundo tras el paciente de Berlín, Thimothy Ray Brown, y el paciente de Londres, Adam Castillejo.

Se trata de un varón que había recibido el diagnóstico de infección por VIH en 2008 y cuatro años más tarde, fue diagnosticado con una leucemia mieloide aguda, así que buscaron un donante de células madre compatible y que tuviese también la mutación CCR5Δ32. Unos seis años después del trasplante, cuando tenía la enfermedad hematológica estabilizada, se le retiró el tratamiento antirretroviral y lleva desde entonces (cuatro años) sin rastro del virus.

Javier Martínez-Picado, investigador de IrsiCaixa y colíder del consorcio internacional IciStem, sostiene que el VIH tiene “tres maldiciones: Destruye el sistema inmune, se integra en nuestras células y muta muy rápido”, lo que dificulta enormemente su eliminación porque fulmina las células inmunes que deben protegernos de patógenos externos o se agazapa en ellas en una especie de estado de latencia en los llamados reservorios virales, que impiden que sea destruido. Sin embargo, considera que “este artículo tiene tres virtudes: ha curado a una persona, permite mantener la confianza y la ilusión en que podemos curar a pacientes con VIH y permite fijar las bases para hacer esto escalabre”.

Un procedimiento para tratar el cáncer

El trasplante alogénico de células madre hematopoyéticas (TCMH) es un procedimiento utilizado para tratar ciertos tipos de cáncer, como la leucemia, mediante la transferencia de células sanguíneas inmaduras de un donante para repoblar la médula ósea del receptor. Dicho trasplante fue realizado en estas tres personas libres del virus.

‘El paciente de Berlín’ fue el inicio de todo. Timothy Ray Brown, un hombre nacido en Estados Unidos, fue diagnosticado por el virus en 1995 y con leucemia 12 años después. Por ello fue sometido a un trasplante de células madre peculiar; el donante tenía una mutación en el gen CCR5, necesario para que el virus no penetre en las células. Gracias al procedimiento ya no necesitó medicamentos antivirales y permaneció libre del virus. Finalmente, en septiembre de 2020, Brown falleció a causa de la leucemia.

El segundo caso, ‘el paciente de Londres’, un hombre británico de origen venezolano, fue diagnosticado con VIH desde 2003 y diagnosticado de un linfoma de Hodgkin una década después. Sin embargo, en 2016 se le sometió a un trasplante de médula de un donante también con la mutación CCR5Δ32, que impide la entrada del virus en las células. Como consecuencia, lleva cinco años sin tratamiento antirretroviral y libre del virus.

Ahora bien, el éxito de estos tres casos es la extraña mutación, presente en apenas el 1% de la población europea, que impide la entrada del virus en las células. Tras el trasplante, que barre todo el sistema inmune del receptor, desaparece todo el reservorio viral del paciente y con la mutación, el virus no puede abrir ni penetrar en las células. @mundiario

Comentarios