Buscar

MUNDIARIO

La autora más leída del mes de mayo en MUNDIARIO fue María Fidalgo Casares

"Los 80 me hicieron ser quien soy hoy y fueron unos años que forjaron mi personalidad", comenta esta reconocida autora, colaboradora de MUNDIARIO.

La autora más leída del mes de mayo en MUNDIARIO fue María Fidalgo Casares
María Fidalgo Casares. / Mundiario
María Fidalgo Casares. / Mundiario

Judith Muñoz

Periodista.

La académica de la Historia María Fidalgo Casares, una autoridad en el estudio de los 80 y la movida, ha vuelto a despuntar con uno de sus artículo: 10 años sin Antonio Vega, un genio musical: ¿artista de culto por su imagen?

— Eres una mujer versátil. Ultimamente te leemos mucho en temas de historia militar y arte... pero nunca olvidas los 80

— No podría olvidarlos, me hicieron ser quien soy hoy y fueron unos años que forjaron mi personalidad. Muy pasados ya los 50 me sigo reconociendo como "una chica de la movida". Al escribir de los 80 siento que les devuelvo parte de lo que me aportaron.

— ¿Al hablar de Antonio Vega por qué elegiste un titular tan poco convencional?  

— Elegí ese titular porque quería desmarcarme del resto de los artículos que abordaban su biografía de forma laudatoria. Por supuesto que fue uno de los grandes genios de la música y sus composiciones quedarán ahí para la posteridad, pero lo cierto es que mucha gente que lo elogiaba en vida, se sentía atraída de forma morbosa por su imagen decrépita. Gente que en su vida por ejemplo había oído a Nacha Pop, donde había canciones tan buenas o mejores que muchas de las que hizo en solitario. Siempre comparo su tesitura con la de Enrique Urquijo, el otro gran poeta del pop de los 80, que con problemas similares pero una pinta más saludable jamás gozó de ese aura. Además, cuando investigaba sobre la movida tuve acceso a informaciones que me confirmaban que Antonio era un "niño bonito" de las discográficas. Siempre lo disculpaban por su "problema" pero  con Enrique eran demoledores. Esto no le resta un ápice su valor como músico, pero es una explicación a su imagen mediática.  

— ¿El artista debe tener un lado oscuro para serlo?

— Por supuesto que no hay que tener un lado oscuro, aunque eso contribuya a darles un aura de misterio que los singulariza. De hecho en el documental Tu voz entre otras mil que aborda su figura y que yo critiqué con dureza en MUNDIARIO, se recreaba en el Antonio toxicómano y relegaba su faceta de músico. Por ejemplo, apenas salía su tandem con Nacho García Vega, artífice del sonido Nacha Pop, su banda de siempre, o no se abordaba su formación musical pero había personajillos en el documental cuyo único papel era estar relacionados con la droga o imágenes de jeringuillas y barrios marginales. Una prueba de lo que yo sostengo en el artículo de MUNDIARIO. No sólo al valorarlo se vendía un genio de la música, sino otra cosa. 

— ¿Qué daño hicieron las drogas a los artistas de entonces?

— En relación con las drogas es cierto que los 80 fueron terribles en ese aspecto. Todavía al principio la heroína tenía un aura casi de secta iniciática y muchos se engancharon y perdieron la vida. Pero no sólo cantantes famosos, también chicos normales y corrientes.Yo, que soy gallega, viví como la droga asoló barrios de grandes ciudades pero también pueblos de  las Rías Bajas, Valdeorras, Monforte... Y bueno, aunque culparon mucho a los narcos gallegos, ahora de plena actualidad por el exito de Fariña en Netflix, tengo que recordar que los narcos gallegos en estas fechas jamás vendieron heroína, que era de lo que morían los jóvenes. Hoy se sabe muy bien lo que son las drogas y lo que acarrean. 

— Con el paso de los años ha habido y habrá nuevas olas/modas musicales, artistas que marquen tendencia, etc. pero ¿crees que va a poder haber una movida cultura y musical como la que supuso en España la de los 80?

— Es que las nuevas tendencias como tú dices, son volátiles, van y vienen y cuajan muy poco. Los 80 no volveran porque fueron producto de una tesitura muy determinada y no hay vuelta atrás.

— ¿ Algún proyecto entre manos relacionado con los 80? 

Pues tengo mi libro "Ensayo sociológico de la movida de los 80 en Santiago" en bandeja de salida, un grupo de conferencias para el año próximo como motivo del 40 aniversario del surgimiento de la movida y acabo de colaborar en un proyecto de trabajo universitario con el artista Fernando Pereira y el productor Suso Iglesias donde un grupo de jóvenes plantea Clangor como "patrimonio inmaterial" de la cultura de los 80.

— ¿Se te viene a la mente algún poeta del pop actual?

 — Sí  puedo pensar en poetas del pop actual... pero como soy ochentera hasta la médula me quedo con  Santi Limones, Jorge Ilegal, Nacho García Vega o Loquillo, un deslumbrante rey del rock. Son actuales porque hoy siguen en en activo tanto o más brillantes que entonces. @mundiario