¿Hay alguna forma de saber cuánto podría costar el vino más caro del mundo?

Vendimia. / Miguel Velasco Quintana
Vendimia. / Miguel Velasco Quintana

Se cuenta que el vino cuyo precio jamás se ha superado corresponde a un Cheval-Blanc de 1947, por el que se llegaron a pagar 300.000 dólares por una botella.

¿Hay alguna forma de saber cuánto podría costar el vino más caro del mundo?

Todos los años en época de vendimia diversos medios informativos salen a la búsqueda del vino más caro del mundo y publican sus hallazgos, incluso se elaboran rankings con apariencia más o menos rigurosa con un único resultado común: Que no hay acuerdo en cual sería ese vino más caro. En cualquier caso, sea el que fuese las cifras que se manejan son mareantes, superando en muchos casos el precio de una botella al salario anual medio de un trabajador.

Según la encuesta efectuada en la Vinexpo en Burdeos de este año entre 55.000 comerciantes de vino, que abarca más de 7 millones de vinos, un singular vino de Borgoña ha sido encumbrado como el más caro del mundo, se trata del “Richebourg” creado por el enólogo Henri Jayer que cotizaría a un promedio superior a 15.000 dólares la botella. En la página www.wine-searcher.com se manejan cifras similares.

Sin embargo, evitando ser chauvinistas, hay que reconocer a un vino español como el más caro actualmente. Para encontrarlo hay irse a una tierra de ajos, los afamados ajos morados de Las Pedroñeras, en Cuenca. De allí, de la bodega de Hilario García, sale una serie de 300 botellas de un tempranillo denominado AurumRed serie Oro, reservadas en su totalidad y con un precio tasado de 17.000 euros la unidad (más de 18.000 dólares).

¿Hay alguna forma de saber cuánto podría costar el vino más caro del mundo?
Comentarios