Buscar

MUNDIARIO

Unos 850.000 virus animales desconocidos podrían infectar a los seres humanos

Un informe firmado por expertos en biodiversidad de las Naciones Unidas alerta sobre el aumento de las pandemias en los próximos años, como una consecuencia directa de la degradación medioambiental y el tráfico de animales.
Unos 850.000 virus animales desconocidos podrían infectar a los seres humanos
Virus animales. / RR SS.
Virus animales. / RR SS.

Ibed Méndez

Periodista.

Los expertos internacionales vinculados a la Organización de Naciones Unidas lo tienen claro: la pandemia por coronavirus no será la última de su tipo a la que el mundo tendrá que hacer frente… a menos que pongamos en marcha un cambio para frenar la degradación medioambiental y el tráfico de animales.

Esta es la principal conclusión que arroja el último informe presentado por la Plataforma Intergubernamental de Ciencia y Política sobre Biodiversidad y Servicios de los Ecosistemas (IPBES), organismo científico vinculado a la ONU, que ofrece proyecciones demoledoras: en el futuro, las pandemias surgirán con más frecuencia, se propagarán más rápidamente, harán más daño a la economía mundial y matarán a más personas que la de Covid-19.


Quizás también te interese: 

La OMS indica cuál es el factor clave para controlar la pandemia de Covid-19

La OMS advierte de que la segunda ola de la pandemia de Covid-19 será peor que la primera

La OMS alerta sobre la propagación de nuevos virus animales que afectan a los humanos


 

La investigación, que ha reunido a más de una veintena de científicos internacionales, detalla que actualmente existen otros 1,7 millones de virus  "no descubiertos" que viven en mamíferos y aves, de los cuales hasta 850.000 podrían tener la capacidad de infectar a los seres humanos y causar otra pandemia.

“No existe ningún gran misterio sobre la causa de la pandemia de Covid-19 o de cualquier pandemia moderna. Las mismas actividades humanas que impulsan el cambio climático y la pérdida de biodiversidad también generan riesgo de pandemia a través de sus impactos en nuestro medio ambiente”, ha advertido el presidente de EcoHealth Alliance y presidente del taller de IPBES, Peter Daszak.

Entre las actividades que impulsan las zoonosis, los expertos destacan el uso del suelo vinculados a la deforestación, los procesos de urbanización, el crecimiento de la agricultura, la ganadería, el comercio y el consumo de vida silvestre.

 “El cambio de uso de la tierra es un factor de importancia mundial para las pandemias y provocó la aparición de más del 30% de las nuevas enfermedades notificadas desde 1960”, explican los autores. Estos factores “han provocado la pérdida de biodiversidad y enfermedades emergentes, incluidos el SARS y la covid-19”, agregan.

El grupo internacional -integrando por especialistas en veterinaria, medicina o biología― ha centrado su trabajo en una clave para frenar esta tendencia: la prevención. En concreto, los expertos defienden que resultaría hasta 100 veces menos costoso prevenir las pandemias que intentar atajar sus efectos una vez iniciadas… tal como ha quedado demostrado con el coronavirus.

“Nuestro enfoque actual es tratar de detectar nuevas enfermedades de manera temprana, contenerlas y luego desarrollar vacunas y terapias para controlarlas. Claramente, frente a la covid-19, con más de un millón de muertes humanas y enormes impactos económicos, este enfoque basado en la reacción es inadecuado”, insisten.

El estudio ofrece algunas recomendaciones puntales: incluir impuestos o gravámenes sobre el consumo de carne, la producción ganadera y otras formas de actividades de alto riesgo pandémico; además de un aumento significativo de las áreas protegidas y una reducción de la explotación de las regiones de alta biodiversidad para disminuir “el contacto entre la vida silvestre, el ganado y el ser humano”; entre otras cosas. @mundiario