Buscar

MUNDIARIO

'Viva Franco' y 'Viva España', gritaron sus familiares al introducir el féretro en el coche

El nieto de Franco llevó una bandera franquista al Valle de los Caídos pese a las advertencias del Gobierno. La Policía ordenó a la familia Franco retirar la bandera franquista de su casa.

'Viva Franco' y 'Viva España', gritaron sus familiares al introducir el féretro en el coche
Familiares de Franco portan a hombros el féretro con el finado desde la fosa hasta el coche fúnebre. / Mundiario
Familiares de Franco portan a hombros el féretro con el finado desde la fosa hasta el coche fúnebre. / Mundiario

Firma

Redacción

Redacción

Análisis de la Redacción de MUNDIARIO. Síguenos en Twitter @mundiario

Los restos del dictador Francisco Franco salieron de Santa Cruz del Valle de los Caídos cuatro décadas después. 'Viva Franco' y 'Viva España', gritaron sus familiares al introducir el féretro en el coche. “Hoy se pone fin a una afrenta moral”, declaró Pedro Sánchez. El presidente del Gobierno en funciones también destacó que "el mausoleo" a Franco en el Valle de los Caídos era "un agravio a la democracia".

El franquismo pierde uno de sus santuarios, el de Santa Cruz del Valle de los Caídos, donde Francis Franco, nieto del dictador, entró este jueves con una bandera preconstitucional. El nieto de Franco llevó una bandera franquista al Valle de los Caídos pese a las advertencias del Gobierno. La Policía ordenó a la familia Franco retirar la bandera franquista de su casa.

En Santa Cruz del Valle de los Caídos, Franco hizo levantar una enorme cruz de 150 metros y un mausoleo que acoge más de 33.800 cuerpos, muchos extraídos de fosas comunes, sin el conocimiento de sus familias, para yacer hasta este jueves junto al dictador.

Este jueves, a los actos de la exhumación acudieron 22 familiares del dictador –nietos, cónyuges y bisnietos– pero solo dos pudieron presenciar la extracción del féretro, dentro de una carpa en la que también se encontraban la ministra de Justicia, Dolores Delgado, como notaria mayor del Reino; el secretario general de Presidencia, Félix Bolaños; el subsecretario de vicepresidencia, Antonio Hidalgo; los operarios de la funeraria y un forense.

“Hoy es un día muy triste. Quieren hacer ver que mi abuelo está solo, pero no lo está”, dijo el nieto del dictador. España pone fin al último símbolo de la dictadura de casi 40 años posterior a la guerra civil de 1936 a 1939. @mundiario