Buscar

MUNDIARIO

Venezuela, pendiente de una nueva oposición interna pero también de EE UU y de la UE

Hasta que se pronuncie la Administración de Joe Biden y la UE decante su posición ante Venezuela resulta aventurado establecer conclusiones. En Caracas se teme que la disolución del mandato del opositor Juan Guaidó –también en riesgo– allane el camino de la represión.
Venezuela, pendiente de una nueva oposición interna pero también de EE UU y de la UE
Juan Guaidó, presidente interino de Venezuela. / RR SS
Juan Guaidó, presidente interino de Venezuela. / RR SS

José Luis Gómez

Periodista. Editor de MUNDIARIO.

Ni la estrategia de Donald Trump desde Estados Unidos, ni las posiciones más templadas de los países de la Unión Europea –España entre ellos– han podido con el régimen de Nicolás Maduro. Tanto es así que en Venezuela hay intelectuales, como Andrés Cañizález, que se plantean si la anhelada transición no será desencadenada desde el propio seno del chavismo. El propio Cañizález constata expresiones de protesta de sectores chavistas contra el Gobierno de Maduro, cuya gestión se ha saldado con un desastre económico, la ausencia de democracia y la vulneración de los derechos humanos, según coinciden distintos observadores, dentro y fuera del país.

El 5 de enero de 2021 tomará posesión la nueva dirección de la Asamblea Nacional, afianzándose así la ilegitimidad institucional en Venezuela, cuyos poderes no son reconocidos por la comunidad internacional, con las excepciones de países como Rusia, Cuba, Irán o China.

EE UU y la UE meditan ahora qué harán con el reconocimiento de Juan Guaidó como presidente interino, una vez que ya no encabece el Parlamento del país. Ni la reelección de Nicolás Maduro ni ahora la reciente elección de la Asamblea Nacional han sido reconocidas por las potencias democráticas de América y Europa, pero lo cierto es que Nicolás Maduro sigue a sus anchas en el palacio de Miraflores.

Todo parece indicar que la lógica del control de las disidencias, por parte del poder chavista, seguirá, sin descartar a los activistas de lo que algunos llaman el chavismo crítico. En Caracas se teme que la disolución del mandato del opositor Juan Guaidó –también en riesgo– allane el camino de la represión.

Al dar por sentado que “el gobierno interino” de Juan Guaidó está próximo a concluir, el analista político Ángel Álvarez apuntala la necesidad de que “quienes pretendan conducir la oposición en el futuro” aprendan de la experiencia. Todo un mensaje de calado para políticos opositores como Leopoldo López –exiliado en España– o Henrique Capriles.

En este contexto, hasta que se pronuncie la Administración de Joe Biden y la UE decante su posición ante Venezuela resulta aventurado establecer más conclusiones. @mundiario