Todas las claves del divorcio entre Ayuso y la directiva del PP

Isabel Díaz Ayuso, presidenta de la Comunidad de Madrid; y Pablo Casado, presidente del PP. / RR SS.
Isabel Díaz Ayuso, presidenta de la Comunidad de Madrid; y Pablo Casado, presidente del PP. / RR SS.

Prácticamente en 24 horas se ha sacudido la clase política de España con una guerra abierta y muy publicitada entre la presidenta madrileña y la dirección del Partido Popular.

Todas las claves del divorcio entre Ayuso y la directiva del PP

El Partido Popular (PP) ha vivido una dura ruptura. Ha estallado un divorcio muy polémico y lleno de cruce de palabras entre la directiva del partido y la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso. El caso pasa a mayores gracias a que los primeros acusan a la presidenta de contratos para favorecer a familiares, mientras ella señala que todo se trata de un plan para hundirla.

La directiva el PP señala que Díaz Ayuso favoreció a su hermano en un contrato público firmado durante su gobierno, mientras que la presidenta madrileña asegura que la han estando espiando para intentar acabar con su carrera. Para entender mejor las últimas 24 horas, resumimos todo el caso a continuación.

El caso contra Ayuso

Todo comienza por un contrato por parte de la Comunidad de Madrid, que preside Díaz Ayuso, con la empresa Priviet Sportive SL en abril de 2020. El valor del documento era de unos 1,5 millones de euros para la compra de 250.000 mascarillas FFP2 y FFP3, a 6 euros cada una.

El procedimiento no contó con mucha publicidad y que tuvo como objetivo dotar de mascarillas al Pabellón 10 de IFEMA, que en esos días se había convertido en un hospital improvisado ante la saturación sanitaria. Daniel Alcázar Barranco es su administrador, y según informan medios como El Mundo, es un personaje cercano a la familia Ayuso.

Llama poderosamente la atención que una empresa que se dedica a la importación y exportación de prendas textiles haya conseguido el millonario contrato y queeste haya sido firmado por la viceconsejera de Asistencia Sanitaria de la Comunidad de Madrid, Ana Dávila-Ponce de León Municio, y no por un médico, que entonces era el máximo responsable asistencial del Sermas. La viceconsejera fue cesada por la propia presidenta madrileña en octubre de 2020.

Lo que dice la directiva del PP

En septiembre, los populares habrían recibido información de que en dicho contrato medió Tomás Díaz Ayuso, hermano de la presidenta madrileña, que pudo haber cobrado 280.000 euros por la gestión, según las fuentes consultadas por la ABC. Dichas fuentes también aseguran que no acudieron ha revelar los hechos enseguida ni a denunciarlos debido a que no contaban con pruebas concretas.

Para conseguir las pruebas definitivas, el PP contrató a una agencia de detectives privados para verificar la implicación del hermano de Díaz Ayuso en el cobro de dichas comisiones, según las publicaciones de El Confidencial y El Mundo.

 

A la cabeza de la investigación estuvieron el asesor del partido, Ángel Carromero, y el director general de Coordinación del Ayuntamiento de Madrid, Teodoro García Egea. Las investigaciones comenzaron el pasado mes de octubre, tratando de conseguir las declaraciones de proveedores a la Agencia Tributaria de la empresa Priviet Sportive SL como algunos datos bancarios de Tomás Díaz Ayuso.

El Mundo destaca que luego llegaría la contratación de los detectives privados, a través del Grupo Mira, pero finalmente terminaron desechando esa opción por el gran coste del proceso, así como la gran posibilidad de que las investigaciones fuesen descubiertas.

El PP ha negado a través de sus canales oficiales que en sus planes haya estado el espiar a la presidenta madrileña. A través de Twitter niegan cualquier “relación a una supuesta investigación sobre los contratos sanitarios adjudicados por la Comunidad de Madrid y tomará las medidas judiciales oportunas ante estas falsedades”. Tras estallar la polémica, durante la tarde del jueves Ángel Carromero anunciaba la renuncia al cargo que mantenía en el Ayuntamiento de Madrid.

 

Lo que dice Díaz Ayuso

La presidenta de la Comunidad de Madrid dio una reveladora rueda de prensa donde expresaba que sabía que los directivos del PP investigaban el supuesto contrato que favorecía a su hermano desde el pasado mes de octubre, durante una reunión con el presidente del partido, Pablo Casado.

Más tarde se enteraría de que su partido preparaba un “dossier” en su contra para desprestigiarla. Igualmente, Díaz Ayuso aseguró que se enteró de la existencia del dossier debido a que “lo habían filtrado desde Moncloa”, cuestión que el Gobierno niega “rotundamente”.

Por último, Ayuso expresó que en diciembre se enteró de que habían contratado a un equipo de detectives para investigarla. La persona que le filtró la información fue un exalto cargo del PP, que habló con la agencia de detectives y luego contactó con la presidenta madrileña para informarle sobre la investigación. Dichas indagaciones habrían sido contratadas por el Ayuntamiento de Madrid.

 

El alcalde del Ayuntamiento, José Luis Martínez-Almeida, reveló que se realizó una investigación interna donde se interrogó a varios funcionarios del Ayuntamiento, así como de la Empresa Municipal de Vivienda, para poder averiguar si hubo algún contrato con la agencia de detectives. La conclusión de la investigación es que no hubo ningún trato para espiar a la presidenta madrileña.

¿Díaz Ayuso favoreció a su hermano?

Nadie lo desmiente ni lo niega. “En el contrato no hay nada ilegal”, expresó Ayuso desde la Puerta del Sol, donde afirmó que ni ella ni su gobierno intervengan para “adjudicar ni ese ni ningún otro contrato”. La presidenta si reconoció la relación de su hermano con la empresa a la que se adjudicó el contrato y adelantó que dicho documento estaba publicado en el Portal de Transparencia.

Pese a esto, Más Madrid publicó un documento donde afirmaban que en noviembre solicitaron comparecencia del hermano de Ayuso ante la Asamblea de Madrid para informar su relación con el contrato, pero la Mesa de la Asamblea no aceptó la comparecencia ya que “no existía ningún contrato”.

 

El PP respondió a través de Teodoro García Egea, secretario general del partido, que aseguró que la investigación para comprender qué sucedía en el entorno de Ayuso es el procedimiento normal que ocurre cuando se sospecha algún caso de corrupción. Sobre Ayuso han abierto un expediente informativo, contra la que podrían terminar tomando medidas legales. @mundiario

Todas las claves del divorcio entre Ayuso y la directiva del PP
Comentarios