El Supremo ordena que se posponga la exhumación de los restos de Franco

Imagen del Valle de los Caídos.
Imagen del Valle de los Caídos

El tribunal acepta un recurso presentado por la familia del fallecido dictador, quien asegura que ésto provocaría un daño irreparable. Insisten en enterrarlo en la Catedral de Almudena.

El Supremo ordena que se posponga la exhumación de los restos de Franco

Los restos de Francisco Franco seguirán reposando en el Valle de los Caídos luego de que el Tribunal Supremo bloqueara la exhumación de los mismos. Fue la familia del fallecido dictador quien solicitó que se detuviera la operación que había puesto en marcha el Gobierno de turno, que se ha tomado esto como una misión elemental desde que Pedro Sánchez alcanzó la presidencia.

La sección cuarta del Tribunal Supremo estima que rebotar la solicitud de la familia resultaría "extraordinariamente perjudicial no solo para los recurrentes, sino también para el interés público por las singulares y únicas circunstancias que concurren en este caso". Según los cinco magistrados, esto desembocaría en un "un grave trastorno para los intereses públicos encarnados en el Estado y en sus instituciones constitucionales, habida cuenta de la significación de don Francisco Franco". También consideran los magistrados de que "el hecho de que fuera jefe del Estado desde el 1 de octubre de 1936 hasta su fallecimiento el 20 de noviembre de 1975 atribuye a toda la controversia unos rasgos especiales que no se pueden ignorar y que permiten atribuir un perjuicio irreversible a la ejecución de la decisión del Consejo de Ministros de exhumar sus restos si esta, después, fuere considerada contraria a Derecho".

La familia, específicamente los siete nietos del exjefe de Estado advirtieron de que esta operación causaría un daño irreparable si se concretaba. "Ninguna familia debe ser obligada a pasar por dos exhumaciones y tres entierros de uno de sus seres queridos mientras no se hayan agotado todas las vías jurisdiccionales en las que podría hacer valer sus legítimos derechos", según redactaron en su recurso presentado a la corte.

Eso sí, los magistrados también defendieron de que el acuerdo firmado por el Consejo de Minsiteros para la exhumación de los restos mortales del dictador incluye elementos "de interés general" y agrega de que no encuentra razones para poder "resolver el recurso contencioso administrativo en un plazo razonable".

El Gobierno insistirá

Desde La Moncloa ha llegado una respuesta rápida, escudada en la esperanza que le dejó el Supremo con esa última aclaración. "La suspensión cautelar implica que el Gobierno pospondrá la ejecución de la exhumación hasta que en los próximos meses se dicte sentencia sobre el fondo del asunto. No es extraño que el Tribunal Supremo suspenda la ejecución de una decisión cuya legalidad tiene que revisar a instancia de parte. Obviamente, la suspensión cautelar no indica nada sobre el fondo del asunto. De hecho, el Gobierno está convencido de que el Supremo desestimará este recurso, como ha venido haciendo hasta ahora con todos los recursos planteados por la familia Franco", comunicó la sede del Ejecutivo.

El proyecto en cuestión empezó a fraguarse desde junio del año pasado, mas en el proceso han ido surgiendo complicaciones inesperadas para el Gobierno. La familia del dictador y la Fundación Nacional Francisco Franco han presentado hasta 14 recursos en repetidas ocasiones desde que el Ejecutivo de turno presentó su idea de convertir este monumento en "un lugar de memoria y reconciliación", según rememora El País. No conformes con eso, tmabién han pedido que se haga para su fallecido pariente toda una fanfarria de honores militares y que el nuevo entierro se celebrara nada menos que en la catedral de La Almudena.

En su defensa hay que decir que fue Pedro Sánchez quien les dio la oportunidad de elegir en dónde querían enterrar a su pariente, pero es que tampoco nunca se le pasó en la mente que iban a elegir semejante locación, que es donde está enterrada también su hija, quien murió en diciembre de 2017. El Gobierno se desplazó hasta el Vaticano a fin de ganarse el apoyo de la Iglesia Católica para evitar este entierro, pero ante la negativa de ésta no tuvo más que acudir a razones de orden público para rechazar esta petición. El conflicto está en que el Gobierno no quiere que la exaltación del franquismo llegue a uno de los epicentros turísticos del país.

La familia lleva ya algunos meses intentando congelar el proceso, mas el Supremo rechazó la detención de los trámites pues el Gobierno seguía trabajando en el papeleo administrativo de rigor. Eso sí, el tribunal pidió ser el encargado de tomar la decisión final al dejar que los nietos del dictador pudieran presentar un recurso en cuanto el equipo de Sánchez hubiera terminado el expediente, como al final hicieron. En abril solicitó a La Moncloa una copia del acuerdo sellado en el Consejo de Ministros del pasado 15 de marzo en el cual se decidió que la exhumación y su nuevo entierro en El Pardo se celebrara hasta el 10 de junio. La decisión del tribunal, tomada este martes, responde a esta petición. @mundiario

El Supremo ordena que se posponga la exhumación de los restos de Franco
Comentarios