Sánchez apunta a una legislatura larga: “tengo todo el tiempo del mundo”

Pedro Sánchez en la sesión de control al Gobierno. / Congreso de los Diputados
Pedro Sánchez en la sesión de control al Gobierno. / Congreso de los Diputados
El presidente está convencido de que la amnistía y los pactos independentistas no pasan factura al PSOE, sino consolidar los liderazgos autonómicos.
Sánchez apunta a una legislatura larga: “tengo todo el tiempo del mundo”

Tras el decepcionante desempeño del PSOE en las elecciones gallegas, el presidente Pedro Sánchez desestima las especulaciones de la oposición sobre un cambio de ciclo político y una legislatura corta. Sánchez, en una conversación informal en el avión oficial rumbo a Marruecos, se mostró tranquilo y bromeó sobre la persistente demanda de elecciones anticipadas por parte de la oposición.

El líder del PSOE atribuye el resultado en Galicia a problemas internos del partido y la necesidad de consolidar liderazgos autonómicos, destacando que no refleja un rechazo a la línea gubernamental de pactos con nacionalistas e independentistas. Ante la pregunta sobre si los acuerdos con independentistas están desgastando al Gobierno, Sánchez responde que “para nada”.

Frente a la presión de la oposición que sugiere el fin de la era Sánchez y la posibilidad de elecciones anticipadas, el presidente afirma con determinación: “las elecciones son en 2027. Tengo todo el tiempo del mundo para tramitar las cosas. Habrá cuatro años de legislatura, como en la anterior”, según El País.

Sánchez confía en la aprobación de la ley de amnistía en negociación con Junts y asegura que la investidura se encarrilará con los primeros Presupuestos. Aunque no revela detalles sobre las concesiones a los independentistas, insiste en que la ley será impecable desde el punto de vista constitucional. El presidente minimiza la iniciativa legislativa popular en el Parlament catalán que declaar la independencia, calificándola como “lógica propia del Parlament”.

El líder del PSOE atribuye el revés en las elecciones gallegas a problemas internos y a imputaciones promovidas por el PP y jueces contra el candidato, José Ramón Gómez Besteiro. Sánchez está convencido de que el partido necesita tiempo para un proceso de renovación de liderazgos y destaca el desafío del BNG, que superó al PSOE en las elecciones gallegas. A pesar de ello, Sánchez no prevé cambios significativos y se enfocará en la ley de amnistía y los Presupuestos.

El presidente subraya que las gallegas no alteran la agenda política y señala las elecciones vascas y europeas como próximos desafíos. A pesar de las críticas de la oposición, Sánchez mantiene la perspectiva de una legislatura duradera y estable. @mundiario

Comentarios