Buscar

MUNDIARIO

La Policía del Capitolio alertó sobre un posible ataque pro-Trump tres días antes del asalto

Las fuerzas de seguridad del Capitolio alertaron, el 3 de enero, sobre un posible escenario violento contra los congresistas, según un informe al que tuvo acceso The Washington Post. 

La Policía del Capitolio alertó sobre un posible ataque pro-Trump tres días antes del asalto
La policía se enfrenta a los manifestantes en el Capitolio. / Twitter.
La policía se enfrenta a los manifestantes en el Capitolio. / Twitter.

El asalto al Capitolio no fue tan inesperado como aseguraron las autoridades. Las fuerzas de seguridad del edificio que alberga las dos cámaras del Congreso EE UU alertaron sobre un posible escenario violento contra los congresistas, tres días antes del ataque, según un informe confidencial al que tuvo acceso The Washington Post. 

El documento, firmado por la unidad de inteligencia de la policía del Capitolio el pasado 3 de enero, advertía sobre los riesgos de la jornada en la que se certificaría el triunfo de Joe Biden en las pasadas elecciones, que podría terminar siendo “la tormenta perfecta de peligro”. 

“Los partidarios del actual presidente ven el 6 de enero de 2021 como la última oportunidad de revertir los resultados de la elección presidencial”, se lee en informe de 12 páginas. “Esta sensación de desesperación y descontento podría volverse violenta. Al contrario que las anteriores protestas electorales, los objetivos de los seguidores del presidente no serán necesariamente los contramanifestantes, sino el Congreso”, advertían los expertos. 


Quizás también te interese: 

El FBI alertó antes del asalto al Capitolio de que grupos extremistas planeaban “una guerra”


 

El informe llega para respaldar la teoría de que el ataque al Capitolio no fue tan inesperado como aseguraron las autoridades. El pasado martes, el Post ya había revelado un documento interno del FBI, en el que se alertaba, un día antes de la violenta jornada del 6 de enero, que un grupo de extremistas republicanos se estaban preparando para lanzar una "guerra" en Washington. 

La información contradice las declaraciones del jefe de la oficina del FBI en la capital estadounidense, Steven D’Antuono, que afirmó ante los medios que la agencia no tenía "ninguna indicación" de un posible ataque pro Trump. 

Por su parte, la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, ha pedido crear una comisión de investigación similar a la del 11 de septiembre. ¿El objetivo? Simple: desnudar los fallos de seguridad durante el violento asalto al Capitolio y encontrar a los responsables. @mundiario