Buscar

MUNDIARIO

¿Con el permiso de quién Pedro Sánchez intenta unir a la izquierda para pactar la ruptura de España?

La actitud de Pedro Sánchez solo puede ser motivo de dos cosas, una ignorancia política sin precedentes o una huida hacia adelante, inmolarse antes de perder la batalla con el PSOE de siempre.

¿Con el permiso de quién Pedro Sánchez intenta unir a la izquierda para pactar la ruptura de España?
Pedro Sánchez vota en el 20-D. / Twitter
Pedro Sánchez vota en el 20-D. / Twitter

Menudo comienzo de año en lo político, una autonomía como Cataluña, que justo unas horas después de cerrar estas líneas, parece que eligirán presidente cuando parecía que unas nuevas elecciones serian inevitables. Habrá presidente en Cataluña, o eso parece, aunque escucho a los que saben que algo de ilegal tienen, escucho también que será por un corto periodo de tiempo. Lo que parece claro es que afectará el resultado de lo que nos ocupa, saber cuanto antes, quien, como y cuando se va a formar Gobierno en España. Eso sí, tal y como dice la ley, estos días, todos y cada uno de los diputados electos, recogen el maletín del que pretenden trabajar los próximos 4 años, el maletín de Diputado, por cierto y curioso, que lo hagan algunos que dicen no a España al Rey y apuestan por la ruptura, pero reconozco que la ley es la ley. De eso quiero hablar hoy,  porque me pregunto yo: ¿Con el permiso de quién Pedro Sánchez intenta unir a la izquierda para pactar la ruptura de España? Aunque su secretaria general estuviese consolidada, que no es el caso ni mucho menos, no puede tomar esas decisiones sin la bendición “del aparato”.  Los barones no aceptan la ruptura de España y eso no lo salvará el madrileño por mucho que se empeñe, siempre tendrá a más del 50% de un diezmado PSOE contrario a esta decisión.

Un equipo preparado para sustituirlo sin hacer preguntas, como hicieron en otras ocasiones,  recuerdo a Tomás Gómez y a Antonio Miguel Carmona.  Además,  parece mentira que no se de cuenta de quien es su posible socio de gobierno Pablo Iglesias.  Alguien que tenga solo un poco de sentido común político ¿se imagina a Iglesias escuchando ordenes de Sánchez?, creo que nadie. El extremista Iglesias no lo considera para nada,  se cree mas consolidado, superior en todo y con una idea de España ilegal y diametralmente distinta.  Pero no terminarían ahí los problemas de Sánchez porque el resto de socios necesarios de Gobierno son todos afines a las extremas ideas de Podemos con la misma visión de España,  por lo que su liderazgo estaría siempre utilizado y en entredicho.  Dicho esto, la actitud de Pedro Sánchez solo puede ser motivo de dos cosas, una ignorancia política sin precedentes en la secretaria general de ningún partido, o una huida hacia adelante, inmolarse antes de perder la batalla con el PSOE de siempre,  con esos barones extremadamente pulcros y sensibles con temas como la unidad de España.

Termino diciendo que me he leído la Constitución,  me di cuenta entonces que su Majestad el Rey  tiene la última palabra en todo esto, no me imagino a Felipe VI permitiendo un Gobierno que cuestiona todo lo que supone España tal y como se construyó hace 40 años.