Buscar

MUNDIARIO

Pedro Sánchez enfurece a ERC tras dar por cerrado el acuerdo de abstención

El partido republicano se ha molestado al punto que baraja posponer la reunión que celebrarán ambos el próximo martes a fin de reprender al presidente.
Pedro Sánchez enfurece a ERC tras dar por cerrado el acuerdo de abstención
Pedro Sánchez con  Recep Erdogan. / Twitter
Pedro Sánchez con Recep Erdogan. / Twitter

Firma

Héctor Antonio Morales

Héctor Antonio Morales

El autor, HÉCTOR ANTONIO MORALES, es colaborador de MUNDIARIO. Se formó en la Universidad Rafael Landívar de Guatemala. @mundiario

Pedro Sánchez ha vuelto a apurar al Parlamento a que facilite la formación de Gobierno cuanto antes. El presidente en funciones criticó tanto al Partido Popular como a Ciudadanos por no colaborar a la causa y poner más peso al bloqueo que vive el país. A la vez, ha lanzado un mensaje de tranquilidad a quienes temen que Esquerra Republicana de Catalunya (ERC) desestabilice la gobernabilidad, asegurando que lo que sea que se pacte con ellos, se hará en los márgenes de la Constitución. "Siempre será en el marco de la ley y de la democracia y además será público", aseguró. Sus palabras han agitado a ERC, pues consideran que ha dado a entender que el acuerdo estaba hecho.

Los republicanos no se han guardado su malestar por las palabras del gobernante, con todo y que luego éste admitió que el acuerdo todavía no se ha cerrado. Con todo, Esquerra piensa que está "fuera de lugar" dar por seguro el pacto a este punto de las negociaciones bilaterales e incluso la comisión negociadora podría posponer la próxima reunión (programada para el martes) a fin de hacer reflexionar al presidente sobre sus palabras.

Desde la cumbre de la OTAN en Londres, el presidente en funciones puso algo más de presión sobre las demás bancadas del Congreso. "No solo le corresponde a la primera fuerza política. Nadie puede desentenderse", avisó. Al ser abordado sobre la implicación de los agentes sociales en la formación de un nuevo Ejecutivo -como los jefes sindicalistas que han pedido a Oriol Junqueras, líder de ERC, que apruebe la coalición PSOE-Unidas Podemos, en tanto que la patronal pide al socialista un Gobierno de moderación-, el mandatario ha buscado el punto medio. "Comparten un mismo anhelo: que haya Gobierno en España. En eso está el PSOE", explicó.

El jefe de Gobierno se mostró cauteloso al hablar sobre los contactos que ha llevado a la formación de un nuevo mandato y solo se limitó a decir que "van bien porque son discretas. Es un principio esencial". Sin profundizar en nada, quiso resaltar la diferencia que hay entre aquellos que "están dispuestos a facilitar la gobernabilidad" y el bloqueo permanente de los partidos de derecha, a los cuales criticó por su reticencia a apoyarle en su proyecto.

También dedicó un espacio para hablar sobre la OTAN, que es lo que le ocupa en este viaje. El presidente resaltó la lucha de la Alianza Atlántica contra el terrorismo internacional. Enfatizó también en que España cuenta con hasta 2.900 soldados despachados en distintos países. "Se trata de un gran activo para la proyección internacional de España", dijo. @mundiario