¿Por qué no existe un espíritu anti Sendero Luminoso?

Abimael Guzmán, líder de Sendero Luminoso. / RTVE
Abimael Guzmán, líder de Sendero Luminoso. / RTVE

Los colegios estatales peruanos son dominados por el SUTEP (sindicato de docentes comunistas) que narran a nuestros niños y adolescentes, sobre la guerra que emprendieron las organizaciones terroristas Sendero Luminoso y MRTA contra el Perú, en las décadas de los 80´s y 90´s. como si fueran héroes.

¿Por qué no existe un espíritu anti Sendero Luminoso?

Esta pregunta siempre la he formulado y la reformulé el 02 de mayo, al ver que por el Día del Trabajador, un grupo de peruanos marchen apoyando al grupo terrorista Sendero Luminoso por las calles de Lima (la capital del Perú), a vista y paciencia de la Policía Nacional. ¡Aló, Poder Ejecutivo!

La respuesta se debe a que –por muchos años- existe una hegemonía en la educación y la cultura de la izquierda (en todos sus matices) sumado que parte de la mediocracia peruana, juega a pared con los representantes de la izquierda gatopardista, en el discurso político.

Los colegios estatales peruanos son dominados por el SUTEP (sindicato de docentes comunistas) que década tras década, cuentan sus falacias y mitos sobre la historia peruana. Ni que decir sobre la manera que narran, a nuestros niños y adolescentes, sobre la guerra que emprendieron las organizaciones terroristas Sendero Luminoso y MRTA contra el Perú, en las décadas de los 80´s y 90´s. Tienes 11 años (primaria y secundaria) de constante lavado de cerebro, sumado a los 5 o 6 años de Universidad, donde catedráticos comunistas les siguen impregnado de falacias y mitos, en total, son más de 16 años que nuestros jóvenes escuchan mitos sobre la historia peruana.

Estos jóvenes peruanos creen que los terroristas fueron adalides y mártires que lucharon contra el capitalismo y la tiranía burguesa llamada democracia. ¡Qué tal ignorancia!

La verdad son unos ignorantes porque, en 16 años de sus vidas, les han contado mitos y nunca comprendieron que los libros de Marx y Lenin son una interpretación fallida de la realidad europea del siglo XIX. ¡Pobres ignorantes! Los compadezco.

Esta triste situación me reafirma que la lucha contra el terrorismo –surgido del comunismo- también es ideológica. Los partidos políticos tienen la responsabilidad de formar cuadros políticos juveniles que debatan con las juventudes militantes de Sendero Luminoso.

Sí hubiera un espíritu anti Sendero Luminoso y una verdadera indignación (no la pose de algunos timoratos) hace tiempo, millones pediríamos la demolición de El Ojo que Llora, el mal llamado Museo de la Memoria y la revisión en su totalidad del Informe de la CVR. Son pocos los peruanos que lo sostienen abiertamente, como el economista y catedrático Eugenio D’Medina Lora.

Pasear la foto del terrorista Abimael Guzmán y de otros asesinos de la horda terrorista de Sendero Luminoso, es totalmente inadmisible. Esos terroristas mataron a miles de peruanos. Ni olvido ni perdón a Sendero Luminoso, ni a sus nuevas camadas.

Hoy más que nunca me declaro anti comunista y anti Sendero Luminoso, y, ¿tú, peruano lo eres? Aquí, no existen medias tintas.

¿Por qué no existe un espíritu anti Sendero Luminoso?
Comentarios