El mundo está involucrado en tantos conflictos y guerras que olvida Palestina

Manifestación a favor de Palestina en Galicia. / Xurxo Lobato
Manifestación a favor de Palestina en Galicia. / Xurxo Lobato

Una niña palestina es asesinada publicamente cuando después de vaciar la mochila que llevaba al colegio y demostrar que no cargaba nada peligroso, los soldados israelitas le disparan.

El mundo está involucrado en tantos conflictos y guerras que olvida Palestina

El video circula en las redes. La niña esta muy asustada, conoce como hacen los registros esos soldados llenos de odio porque los palestinos no se dejan colonizar, porque se defienden con palos, piedras y cuchillos. La niña sabe que otros 250 niños han muerto en situaciones parecidas durante los últimos meses, pide clemencia, obedece, vacía rapidamente su mochila para quitarles escusa, de la mochila caen papeles y solo papeles, tira la mochila, ya no es un peligro, es solo una niña indefensa encañonada por media docena de soldados armados que le apuntan, están en Jesrusalén Este, una zona ocupada, quizás no se atrevan, pero se atrevieron y le disparan a un metro de distancia, el tiro no falla, mata, un palestino menos.

España tiene problemas. Europa tiene problemas. El mundo tiene problemas, multiples guerras en las que participan Estados Unidos, Rusia, Francia y otros muchos, guerras que ellos, o mejor decir nosotros, hemos animado sin comprender como siente y viven esos lejanos paises a los que queremos exportar democracia como quien exporta penicilina. No se puede decir que hayamos solucionado algún problema de los habitantes que supuestamente ayudamos y que tienen por objetivo cubrir sus necesidades y sobrevir junto a su familia. Preguntemos en Irak, en Libia, en Egipto o en Siria, si vivían peor con Sadam, Gadafi, Mubarak o Al Asad, preguntemos a los laicos, a los cristianos, a chiitas y suníes, según el lugar, si ahora son más libres. Bien, pues de ni uno solo de esos problemas son responsables los palestinos, ni siquiera de la especulacion de materias primas o del precio del petroleo.

Palestina es víctima de un mal planificado final de guerra mundial, de una supuesta compensación a los judios por un holocausto en el que los palestinos no fueron culpables ni por activa ni por pasiva. La Alemania nazi trató de echar a unos judios a los que nadie quiso acoger, no lo consiguió y recurrio a la llamada solución final, una aberración que costaría un juicio por crimenes contra la humanidad y muchas condenas a muerte. A los supervivientes se les quiso compensar dandoles un Estado que una vez más ningún país quiso acoger y fue a parar a Palestina. Desde entonces los palestinos se defienden y desde entonces los israelitas judios los matan. Cada intifada cuesta 10 palestinos muertos por cada judio. La ONU dicta sentencias, traza fronteras dividiendo Palestina  que provocan guerras, y que ahora son otras después de la última guerra, fronteras que acepta Palestina, pero que no acepta Israel que continua colonizando envalentonado por el incumplimiento de todas las resoluciones de la ONU sin ninguna consecuencia, algo muy diferente a como se actúa cuando el que incuple una resolución de la ONU es Irak, Irán, o cualquier otro país excepto si es judio.

Hablamos de aquello que es noticia y empatizamos con aquello que nos hacen sentir la injusticia, pero también olvidamos aquello que se hace antiguo y que encalla. Palestina no tiene solución si miramos para otro lado, si seguimos preocupados por la fuerza del lobby judío. Este es el problema más antiguo que hemos creado desde Occidente y no podemos dejar ese pueblo a su suerte solo porque no es noticia. En Europa tenemos la voz de Javier Nart pero no parece que hable como diputado de la UE, parece que clama en el desierto. Lo que si parece claro es que la solución nunca será pactada, tendrá que ser impuesta.

 

El mundo está involucrado en tantos conflictos y guerras que olvida Palestina
Comentarios