Lifeline, el buque con más de 230 migrantes, atracará en Malta

Buque Lifeline. RR SS.
Buque Lifeline. / RR SS.

Giuseppe Conte, primer ministro de italiano, y Joseph Muscat, primer ministro de maltés, han llegado a un acuerdo que permite la llegada de los migrantes rescatados de las costas de Libia.

Lifeline, el buque con más de 230 migrantes, atracará en Malta

El primer ministro de Italia, Giuseppe Conte, y el primer ministro de Malta, Joseph Muscat, han llegado a un acuerdo conjunto para que el buque Lifeline atraque en Malta, dejando que los 239 migrantes rescatados de las costas de Libia puedan llegar a tierra y recibir las atenciones necesarias. En un comunicado, Muscat ha señalado que Italia se hará cargo de una parte de los migrantes que transporta el buque a cargo de la ONG alemana Seenotrettung.

Acabo de hablar por teléfono con el presidente Muscat. El barco Lifeline atracará en Malta”, dijo el primer ministro italiano en el escrito. Y aseguró que: “Italia hará su parte y acogerá una cuota de inmigrantes que están en el Lifeline con la esperanza de que otros países europeos hagan lo mismo”.

Muscat subraya que el primer ministro maltés le aseguró que al llegar, Lifeline será investigado para “averiguar su efectiva nacionalidad y si se han respetado las reglas de derecho internacional por parte de la tripulación”. El buque llevaba más cinco días en el mar a la espera de que algún país recibiera a los migrantes luego de que Italia se negara a abrir sus puertos para hacerse cargo de los migrantes. El mandatario señaló que de acuerdo con la pasada cumbre sobre inmigranción, “quien desembarca en las costas italianas, españolas, griegas o maltesas, desembarca en Europa”.

Aunque ha sido duro, Italia poco a poco ha ido cediendo para aceptar los barcos con migrantes. En la madrugada permitió que el carguero danés Alexander Maersk desembarcara en sus puertos con 108 personas que necesitaban atención luego de pasar seis días esperando por alguna señal. Maersk Palle, la encargada del buque y es una de las mayores navieras del mundo, ha felicitado el trabajo de la tripulación y la decisión del capitán de salvar las vidas de los migrantes que corrían riesgo en el Mediterráneo. La ley del mar exige que el capitán ayude a todo barco que esté en peligro, algo que no es obligatorio pero aun así fue cumplido por decisión del capitán quien desvió su ruta para ayudar al buque Lifeline.

El buque de la ONG con bandera holandesa estuvo del 20 al 21 de junio esperando por una autorización. Solo un migrante tuvo que ser evacuado hasta el puerto más cercano por motivos médicos. Maersk y Lifeline son otros de los buques que se han vistos afectados por las políticas del nuevo ministro del Interior, Matteo Salvini, líder del partido xenófobo Liga. Hace poco trascendió su negativa de abrir los puertos a los más de 600 migrantes que trasportaba el buque Aquarius, que finalmente terminó atracando en Valencia.

Aunque Malta secundaba las políticas de Salvini, recientemente Muscat y Emmanuel Macron, presidente de Francia, habrían tenido un intercambio para ajustar sus políticas donde Malta busca evitar ser el único que se haga cargo de los migrantes. Al parecer, Macron y Muscat estarían buscando una solución europea para promover la participación de varias naciones a la hora de recibir a los migrantes, la misma que ha pedido el presidente del Gobierno español, Pedro Sánchez.

Ante la posición de Salvini, que ha cerrado todos los puertos a los buques de las ONG, los líderes de las naciones europeas están buscando una salida conjunta para poder sostener la crisis migratoria. @mundiario

Lifeline, el buque con más de 230 migrantes, atracará en Malta
Comentarios