Buscar

MUNDIARIO

La policía está harta

El Gobierno de España tuvo que ser obligado por los tribunales de Justicia a dotar a los policías de los más básicos elementos de protección. Pero hay más problemas.
La policía está harta
El ministro Fernando Grande-Marlaska y dos ministras en el 8-M. / Mundiario
El ministro Fernando Grande-Marlaska y dos ministras en el 8-M. / Mundiario

Firma

Alfonso Villagómez

Alfonso Villagómez

El autor, ALFONSO VILLAGÓMEZ, columnista de MUNDIARIO desde su fundación en 2013, es doctor en Derecho por la USC y magistrado. Fue letrado del Tribunal Constitucional y asesor del Defensor del Pueblo. También formó parte del Gabinete del Ministerio de Justicia entre los años 2004 y 2008. Fue colaborador, entre otros medios, del diario Xornal de Galicia. @mundiario

La ejecución coactiva de las medidas de esta alarma sanitaria ha sido encomendada a las fuerzas y cuerpos de Seguridad del Estado. Se hizo con un real decreto que se remitía en sus disposiciones a la legislación vigente, sin precisar qué concreta norma legal debía ser aplicada.

La policía se ha visto desamparada desde el primer momento por el Ministerio del Interior. Ya resulta patente para todos los ciudadanos la incapacidad del ministro Fernando Grande Marlaska, su equipo y otros miembros del Ejecutivo.

Estamos ante un Gobierno que ha tenido que ser obligado por los tribunales de Justicia a dotar a nuestros policías de los más básicos elementos de protección, de los que carecían para poder desarrollar su trabajo sin riesgo de resultar masivamente infectados por el virus de la covid-19.

He comentando con un amigo inspector de policía de Madrid la paradoja de que, finalmente, hayan tenido que acudir a la llamada ley mordaza para el auxilio legal a las infracciones que estos días están denunciando.

Me dejó muy preocupado al confesarme que los policías son los  primeros que están hartos de esta situación excepcional. Me dijo que el cansancio por jornadas interminables, la citada falta de medios de protección y la imagen de una policía represora están haciendo mella tanto en la Policía Nacional como en la Guardia Civil.

También el maldito coronavirus amenaza con llevarse por delante a una policía democrática que tanto ha costado conseguir en España. @mundiario