Buscar

MUNDIARIO

La Justicia sentencia como ilegal la clausura del Parlamento británico

Un tribunal de Escocia ha dado la razón a los principales partidos de oposición, que demandan que se abran de nuevo las puertas de la Cámara de los Comunes.
La Justicia sentencia como ilegal la clausura del Parlamento británico
Sede del Parlamento Británico. / RRSS
Sede del Parlamento Británico. / RRSS

Firma

Héctor Antonio Morales

Héctor Antonio Morales

El autor, HÉCTOR ANTONIO MORALES, es colaborador de MUNDIARIO. Se formó en la Universidad Rafael Landívar de Guatemala. @mundiario

El cierre del Parlamento británico tras orden de Boris Johnson ha sido declarado ilegal por el Alto Tribunal de Escocia. Los tres magistrados que han emitido esta sentencia revierte así el fallo inicial de otro juez, quien consideró que dicha medida seguía la ley acordada por el Gobierno británico. Así las cosas, la última palabra la tendrá ahora el Tribunal Supremo del Reino Unido.

Para el viernes se espera la publicación del contenido íntegro de la resolución del triunvirato, pero ya han trascendido de forma anticipada algunos de sus razonamientos. Los jueces creen que la decisión de ordenar el fin del periodo de sesiones de la Cámara legislativa es ilegal puesto que "tenía el propósito de obstaculizar la tarea del Parlamento", por lo que han decidido anular una de las más disparatadas maniobras del primer ministro británico. El control parlamentario del Ejecutivo, prosiguen, "es un pilar central en los principios de buen gobierno consagrado en la Constitución".

Pese a que el Alto Tribunal todavía está pendiente de declararlo y sugiere más bien que no pondrá en marcha ninguna medida cautelar a la espera de que el Supremo emita su resolución, los abogados que han defendido la demanda han solicitado que "a menos que el Tribunal Supremo decida por el momento mantener la medida, debe levantarse de inmediato la suspensión del Parlamento". Así lo ha dicho Jolyon Maugham, abogado del proceso. Con esto, los principales partidos de la oposición han exigido que se vuelvan a abrir las puertas de la Cámara de los Comunes.

La demanda enfilada en Escocia, la primera de tres casos judiciales en los que se analizó el tema, fue presentada por un séquito de 78 diputados y lores, quienes aseguraban que Johnson había cometido un acto inconstitucional diseñado para evitar que el Parlamento se entrometiera en el proceso del Brexit. Pese a que la sentencia inicial calificaba este proceso como una pura "decisión política" y apuntaban como solución a que el mismo Parlamento usara cauces políticos para defenderse, lo emitido desde Edinburgo es un duro revés para Johnson. Eso sí, el proceso judicial no se ha terminado. El Gobierno recurrirá esta decisión y el Tribunal Supremo ha anunciado una vista de urgencia para este 17 de septiembre, en la cual analizará todas las demandas llegadas desde Edimburgo, Belfast y Londres.

La suspensión del Legislativo llegará hasta el 14 de octubre. Ya en su momento fue duramente criticada por incluso entrometer a la Reina, quien fue quien firmó la orden para la clausura del periodo de sesiones. @mundiario